Con Dodge, se impuso en Neuquén por la segunda fecha del Turismo Carretera
Castellano, en boxes y en la pista
El piloto de Lobería estaba segundo, pero su equipo fue el más rápido en la parada obligatoria para cambiar neumáticos y de ese modo pudo superar a Ortelli, quien era el líder de la competencia pero finalizó en la posición de escolta con su Chevrolet.
Jonatan Castellano en lo más alto del podio, con el trofeo obtenido por su triunfo en Neuquén.Jonatan Castellano en lo más alto del podio, con el trofeo obtenido por su triunfo en Neuquén.Jonatan Castellano en lo más alto del podio, con el trofeo obtenido por su triunfo en Neuquén.Jonatan Castellano en lo más alto del podio, con el trofeo obtenido por su triunfo en Neuquén.Jonatan Castellano en lo más alto del podio, con el trofeo obtenido por su triunfo en Neuquén.
Jonatan Castellano en lo más alto del podio, con el trofeo obtenido por su triunfo en Neuquén. 
Imagen: Prensa ACTC

El lobense Jonatan Castellano (Dodge) obtuvo ayer su quinto triunfo en el Turismo Carretera, al imponerse escoltado por el saltense Guillermo Ortelli (Chevrolet) y el uruguayo Mauricio Lambiris (Ford), en una final de 25 vueltas en el autódromo neuquino de Centenario, por la segunda fecha de la categoría. Detrás se ubicaron el arrecifeño Agustín Canapino y el marplatense Christian Ledesma, ambos con Chevrolet, más el santafesino Juan Marcos Angelini (Dodge). 

Previamente, se disputaron las tres series clasificatorias, a cinco giros cada una, que fueron ganadas por Aguirre, Castellano y Ortelli.

Esta segunda carrera del calendario de TC fue especial, ya que los participantes tuvieron que cambiar reglamentariamente neumáticos y eso le dio un condimento extra. En el octavo giro, Ortelli, que venía en punta, y Castellano, su escolta, ingresaron simultáneamente a reponer cubiertas y entonces el lobense aprovechó para tomar el liderazgo tras salir primero de la zona de servicios.

De esta manera Jonatan, hijo del recordado tricampeón de TC y preparador de su Dodge, Oscar Castellano, cruzó la línea de llegada con una apreciable luz sobre el séxtuple campeón de la categoría. Esta maniobra despertó la polémica y tres denuncias por una maniobra prohibida contra el ganador, por lo que la victoria quedó en suspenso hasta la confirmación de los directores de la prueba. “El que no me permite circular por la línea es Guillermo (Ortelli). El que tiene prioridad es el que sale. Para mí es todo lo contrario. Guillermo está equivocado porque si pretende que fuera por la línea que dice, lo estamparía contra la pared. A nadie le gusta que lo denuncien, más cuando haces las cosas bien”, dijo Castellano en su descargo. Y una vez confirmado su triunfo, agregó: “Era de esperarse. Sabía que no iba a prosperar ninguna de las tres denuncias que hicieron. Ahora hay que festejar. Destaco el gran trabajo del equipo, extraordinario, con un auto muy competitivo y sobre todo lo que hicieron en boxes.”

Disputadas dos fechas del campeonato de TC, está al frente de las posiciones Christian Ledesma (Chevrolet) con 79 puntos; seguido por Castellano (78.8); Werner (73) y Lambiris (66,5). 

La tercera carrera del calendario de TC se efectuará el 1º de abril en el autódromo Rosendo Hernández de San Luis.