El Gobierno dio de baja la última recompensa
¿Quién busca al ARA San Juan?
Mientras familiares de los 44 submarinistas desaparecidos continúan con su acampe en Plaza de Mayo, desde el Gobierno decidieron anular la última recompensa vigente para quienes aportaran datos sobre la ubicación de la nave. Hace unos días se suspendió por irregularidades la licitación con una empresa española que retomaría la búsqueda.
Imagen: Alejandro Leiva

Mientras un grupo de familiares del ARA San Juan acampa desde hace tres semanas en Plaza de Mayo para demandar el reinicio de la búsqueda de los 44 tripulantes, el Gobierno nacional dio de baja hoy la última recompensa de 98 millones de pesos que estaba en vigencia para quienes aportaran datos sobre la ubicación del submarino.

La anulación de la recompensa fue decidida en la Resolución 717 del la cartera que encabeza Oscar Aguad y fue publicada esta mañana en el Boletín Oficial. “La medida en ciernes no ha logrado cumplimentar su objetivo”, reconoció la resolución del Ministerio de Defensa, como si la recompensa hubiera sido el motor para la búsqueda de la nave desaparecida el 17 de noviembre del año pasado, en vez de ser la búsqueda el objetivo central para el hallazgo.

El texto reconoce que esa vía fue “infructuosa” y que el estipendio no generó los “incentivos adecuados” para que la búsqueda que la Armada dice llevar a cabo sea “complementada con la participación de empresas del sector privado”.

La recompensa consistía en 98 millones de pesos destinados a "aquellas personas que brindaran información y datos útiles que permitan dar con el paradero y la ubicación precisa" del submarino, agrega la medida.

Este es el tercer revés que sufren los familiares que se encadenaron en Plaza de Mayo para exigir el reinicio de la búsqueda. El primero fueron la serie de reuniones infructuosas que mantuvieron con las máximas autoridades del Edificio Libertador. La segunda fue la confirmación por parte del Gobierno de que se había caído por irregularidades la licitación con una empresa española que retomaría la búsqueda.

 

 

 

 

 

 

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ