El ex canciller, en delicado estado de salud, iba a hablar vía teleconferencia
Sin micrófono para la declaración de Timerman
La declaración del ex canciller se iba a realizar mediante videoconferencia pero el personal judicial no llevó un micrófono por lo que debió suspenderse la trasmisión. Los jueces tomarán la declaración personalmente a las 13.30 desde la casa de Timerman.

El Tribunal Oral Federal 8 suspendió por problemas técnicos la videoconferencia a través de la cual iba a declarar el ex canciller Héctor Timerman, en el marco de la causa por supuesto encubrimiento en la firma del Memorándum con Irán.

La declaración del ex canciller estaba pautada para ser trasmitida mediante videoconferencia por el delicado estado de salud del ex funcionario que padece un cáncer en etapa avanzada. Sin embargo, la indagatoria adelantada solicitada por el propio Timerman debió ser suspendida porque el personal judicial no contaba con un micrófono adecuado para la videoconferencia.

La causa se originó el 14 de enero de 2015 tras la denuncia realizada por el fiscal Alberto Nisman por presunto encubrimiento de Irán en la investigación del atentado a la AMIA. En dos oportunidades la denuncia fue desestimada por el juez federal Daniel Rafecas, finalmente apartado del caso, y luego impulsada por su par Ariel Lijo, aunque finalmente una maniobra judicial hizo que recale en Claudio Bonadio por un expediente conexo que este tenía por supuesta "traición a la Patria" por la firma del Memorándum con Irán.

La audiencia de hoy había sido fijada por pedido de Timerman y haciendo uso de un artículo del Código Procesal Penal que permite la indagatoria de forma anticipada al comienzo del juicio por sus problemas de salud. "Mañana declaro en el juicio por encubrimiento. Es la segunda vez que lo hago a mi solicitud. Cada vez tengo menos fuerzas y quiero demostrar quien miente y quien dice la verdad", compartió ayer el ex funcionario en su cuenta de Twitter.

En la sala de audiencias se hicieron presentes los abogados de todos los imputados, entre ellos de la expresidenta Cristina Kirchner; del exsecretario legal y técnico Carlos Zannini y del extitular de la Agencia Federal de Inteligencia Oscar Parrilli entre otros.

Los problemas con el audio de la videoconferencia surgieron desde el inicio de la trasmisión. Los jueces pidieron mejorar el audio y poner un micrófono cerca de Timerman para que su voz pueda ser oída con mayor claridad. Del otro lado de la pantalla, el operador técnico dijo que no le habían solicitado ese tipo de elemento -por el micrófono- por lo que no lo llevó consigo.

Finalmente, los jueces decidieron suspender la videoconferencia y presentarse a las 13:30 en el domicilio de Timerman para tomarle la indagatoria personalmente.

 

 

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ