El tiempo no mejora para este domingo de final de Libertadores
El diluvio no se detiene
Imagen: Noticias Argentinas

El presidente de la AFA, Claudio "Chiqui" Tapia, sostuvo que la Conmebol tomó una “buena decisión” al postergar hasta mañana la superfinal de la Copa Libertadores entre Boca y River, debido al temporal de lluvia desatado sobre la ciudad de Buenos Aires. Sin embargo, los pronósticos del tiempo para mañana no son alentadores. El Servicio Meteorológico informó que “el panorama es complicado” y que las lluvias “van a seguir, al menos hasta el martes”, lo cual echa un manto de dudas sobre el destino del partido que concita la atención internacional.

Luego de aprobar la suspensión del encuentro en La Bombonera, Tapia aseguró que el club de la Ribera se comprometió a “hacer unos trabajos” para mejorar el estado del campo de juego. “Pondrá la lona y unas lámparas. Con eso y si cambia el tiempo, vamos a poder jugar", explicó a Radio La Red.

El titular de la AFA informó que mañana a las 11 habrá una reunión clave en la que, de acuerdo a las variables temporales, se terminará de definir si el partido se juega a las 16, tal como se anunció hoy. De ese encuentro participarán los presidentes de la Conmebol, Alejandro Domínguez; de Boca, Daniel Angelici; y de River, Rodolfo D´Onofrio.

El Servicio Meteorológico, por su parte, dijo lo que ningún hincha de Boca o de River quería escuchar: "El panorama es complicado, los registros superaron los 100 milímetros en siete horas cuando suele ser lo que llueve en todo noviembre", explicó Christian Garavaglia, meterólogo de turno.

El especialista reconoció que "puede haber mejoramientos temporarios, pero las lluvias van a seguir, al menos hasta el martes”, y en ese sentido aclaró que “es difícil decir cuánto puede llover de más”.

Esta tarde, una lluvia torrencial con vientos fuertes se abatió sobre Buenos Aires desde el amanecer del sábado, pero la decisión de postergar el partido se demoró a la espera de que mejore el clima y llegue a drenarse el campo de juego del estadio de Boca.

Finalmente, la decisión fue anunciada 95 minutos antes de la hora prevista para el encuentro por los altoparlantes de La Bombonera, que ya tenía parte de sus tribunas y plateas ocupadas. "La cancha está drenando, está respondiendo. Para mañana depende de cuánta agua caiga", declaró el dirigente de Boca, Ezequiel Mazzitelli, al canal Fox Sports, luego de conocerse la suspensión. 

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ