La obligación escolar

El Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) avaló que las autoridades alemanas retiraran parcialmente la autoridad parental durante tres semanas al matrimonio alemán de Petra y Dirk Wunderlich, quienes se negaban “obstinadamente” a llevar a sus hijos a la escuela. El Tribunal, ubicado en la localidad francesa de Estrasburgo, estableció en su sentencia que la obligación de escolarizar a los niños para su integración “representa un motivo pertinente que justifica la privación parcial de la autoridad parental”. En este sentido, coincidieron con los tribunales alemanes en que “los padres pusieron en peligro a sus hijos al no enviarlos a la escuela y preferir mantenerlos en un sistema familiar simbiótico”.

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ