Picado

Luego de participar de la marcha contra los tarifazos y los despidos, el dirigente del MST Alejandro Bodart pidió un plan de lucha nacional que consideró “la única forma de pararle la mano al ajuste de Macri, el FMI y sus cómplices”. No obstante su convicción de la necesidad de “unidad en acción” para enfrentar las políticas del macrismo, Bodart marcó sus “profundas diferencias” con lo que llamó “la burocracia sindical”.

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ