Poco volumen, leve alza del dólar, baja del riesgo país y mejora de acciones y bonos
En la city siguen de vacaciones
En estos días de enero, el mercado transita por una tendencia positiva, aunque con escasas transacciones. Financistas se dividen entre los que piensan que la racha positiva continuará y quienes apuestan a una caída.
El verde cotizó a 38,75 pesos en las casas de cambio, mientras que la tasa de Leliq fue de 57,31 por ciento.El verde cotizó a 38,75 pesos en las casas de cambio, mientras que la tasa de Leliq fue de 57,31 por ciento.El verde cotizó a 38,75 pesos en las casas de cambio, mientras que la tasa de Leliq fue de 57,31 por ciento.El verde cotizó a 38,75 pesos en las casas de cambio, mientras que la tasa de Leliq fue de 57,31 por ciento.El verde cotizó a 38,75 pesos en las casas de cambio, mientras que la tasa de Leliq fue de 57,31 por ciento.
El verde cotizó a 38,75 pesos en las casas de cambio, mientras que la tasa de Leliq fue de 57,31 por ciento. 
Imagen: Guadalupe Lombardo

El dólar volvió a subir 27 centavos y finalizó en 38,75 pesos. La cotización mayorista se ubicó en 37,71 pesos, al marcar un alza de 21 centavos. El Banco Central no intervino en el mercado porque el precio de la divisa se ubicó por encima del piso de la banda cambiaria (37,52 pesos). Las cinco jornadas anteriores el BC había comprado 190 millones de dólares para intentar moderar la apreciación del tipo de cambio. Los inversores mostraron volatilidad en las operaciones. El riesgo país comenzó con una suba de casi 15 puntos pero terminó en el cierre con un retroceso de 5. El indicador del JP Morgan se ubicó en 685 puntos. Se trata del menor nivel desde la última semana de noviembre. El riesgo país retrocedió desde el pico 152 puntos y en el mercado existe la duda de es tendencia firme o un rebote de corto plazo. 

La autoridad monetaria recibió el apoyo del FMI en su estrategia de subasta de dólares. El vocero del organismo internacional, Gerry Rice, aseguró que el Central realizó compras transparentes de divisas cumpliendo con lo acordado en el programa monetario de octubre. “El plan contemplaba intervenciones eventuales”, recordó el funcionario del Fondo. La institución a cargo de Christine Lagarde fue inflexible respecto de las intervenciones y limitó la capacidad del Central de participar en el mercado cambiario. La autoridad monetaria sólo puede comprar divisas en un mes por montos equivalentes al 2 por ciento de la base monetaria. Este límite se debe a que el FMI no quiere que la emisión para adquirir divisas acelere la suba de los pasivos monetarios. 

La deuda en Leliq avanzó a pasos acelerados en estos meses. El stock de letras de corto plazo alcanzó esta semana los 850 mil millones de pesos. El Central colocó ayer 147.827 millones de pesos, con una tasa promedio de 57,31 por ciento. La baja fue leve respecto de la tasa ofrecida el día anterior (57,75 por ciento). La entidad a cargo de Guido Sandleris no muestra apuro por disminuir los rendimientos de las letras, a pesar del efecto regresivo para la actividad económica. En un comunicado difundido esta semana aseguró que su prioridad es evitar que vuelvan a generarse crisis financieras y cambiarias como la del año pasado. El Central priorizó estabilizar el dólar al costo de tener una caída entre puntas del 4 por ciento del PIB. 

En tanto, la bolsa porteña marcó un aumento del 0,6 por ciento y acumula una suba del 13,1 por ciento en lo que va del año. Esta suba fue aún mayor en dólares. El tipo de cambio en lo que va de enero se apreció casi el uno por ciento. Las acciones empezaron a recuperar algo de valor en moneda dura tras las fuertes bajas del año pasado. El Merval fue una de las bolsas que más perdió en 2018 a nivel mundial. Las caídas se ubicaron en el 53 por ciento en dólares. 

Entre las acciones que más subieron ayer se destacó el avance del 2,3 por ciento del Banco Macro, del 4,1 por ciento de Metrogas y del 5,6 de Comercial del Plata. Las principales bajas fueron las del 3,0 por ciento de Loma Negra, del 1,1 por ciento de Cablevisión y del 1,1 de Banco Francés.

El clima financiero internacional colaboró este año para impulsar los activos argentinos y, luego de las fuertes bajas del 2018, dar algo de aire. Existen diferentes indicadores para observar el optimismo global. Entre estos sobresale la suba acumulada en 2019 del 5,9 por ciento del Nasdaq y del 4,3 por ciento del Dow Jones. Los indicadores que siguen la evolución de mercados emergentes acumularon un aumento de 5,7 por ciento, mientras que el índice que replica la evolución de Brasil marcó un avance del 12,6 por ciento. Las tecnológicas de Estados Unidos que a finales del año pasado había experimentado un fuerte retroceso también volvieron a mostrar una buena performance. 

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ