Ídolo en Nantes, Sala acababa de ser transferido al Cardiff por 17 millones de Euros
Un goleador argentino con carrera francesa
Imagen: AFP

Emiliano Sala, desaparecido en un avión que le llevaba a Cardiff, es un delantero argentino no tan conocido en nuestro país, ya que desde muy joven su carrera la llevó adelante en el fútbol francés. Acababa de dar un paso adelante al ser contratado para jugar en la Premier League inglesa.

Sala se formó en el Burdeos, al que llegó como adolescente a través del Proyecto Crecer, la escuela de fútbol creada por el club francés en la provincia de Córdoba. Cedido a diferentes clubes (Orléans, Niort y Caen), tuvo un buen desempeño pero no llegó a imponerse en el Burdeos, que lo traspasó en 2016 al Nantes por un millón de euros. Allí ofreció su mejor versión, sobre todo esta temporada, en la que mostró gran efectividad, atrayendo a clubes de mayor potencial.

Su fichaje por el Cardiff había sido un duro golpe para el técnico Vahid Halilhdzic, delantero histórico del Nantes en los 80, que había creado un vínculo muy fuerte con el jugador. "Es un chico muy cercano, muy trabajador", señalaba el técnico franco-bosnio, con el que Sala ofreció su mejor rendimiento.

"Estoy muy contento de estar aquí, es un gran placer, para mí es especial (ser el fichaje más caro del club). He venido para ayudar a mis compañeros y al club", había dicho después de firmar el pase. Con 12 goles en el campeonato francés, hasta hace unas semanas Sala rivalizaba con el prodigio Kylian Mbappé por el título de máximo realizador.

 "Corro mucho. Se puede pensar que, por eso, estoy menos lúcido ante el gol, pero es mi juego. Me siento bien si corro, si toco muchos balones", reconoció sala en una entrevista sobre su estilo. "Evidentemente, como atacante, espero el gol con impaciencia. Pero esto no me perturba mentalmente. En mi carrera he marcado bastante goles, lo sé hacer", señalaba en su primera temporada en el Nantes, en la que tuvo que esperar hasta la jornada 17 para convertir su primer gol.

A partir de entonces fue un elemento clave del equipo, llevándose los elogios de sus técnicos, los prestigiosos Claudio Ranieri y Halilhodzic, y suscitando el interés de clubes extranjeros.  Hasta que finalmente el sábado aceptó convertirse en la estrella del Cardiff, con un contrato de tres años y medio, y el objetivo de salvar al club, 18º y en zona de promoción de la Premier League.

El lunes regresó a La Jonelière, el centro de entrenamiento del Nantes, para recoger sus últimos objetos personales y despedirse de sus compañeros. Luego tomó el avión a Cardiff y desapareció al norte de la isla de Guernesey.

Pese a que llevaba 13 años en Francia, Sala, nacido en la pequeña localidad de Progreso, en la provincia de Santa Fe, dijo sentirse "muy argentino" en una nota publicada por el diario deportivo Olé en noviembre pasado. "Yo me vine de muy chico a Francia pero las raíces las eché en Argentina. Siempre es lindo volver al país y claro que se extraña, por supuesto. Los asados, los domingos, las charlas, los amigos. ¡El mate! Son costumbres nuestras que se extrañan", señaló en esa ocasión.

En cuanto a sus ambiciones deportivas ligadas a la Argentina, Sala expresó: "La ilusión de jugar en el Seleccionado está. Sería un premio y un placer enorme poder defender los colores de mi país, pero soy consciente de la cantidad y la calidad de jugadores que hay en todas las ligas".

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ