Caída bursátil y suba del riesgo país
Volatilidad en la city

La volatilidad financiera volvió a la city porteña. Los activos argentinos registraron ayer fuertes caídas. Las pérdidas golpearon a las acciones y a los bonos. El riesgo país volvió a subir 16 puntos y finalizó en 688 unidades. El dólar, pese a la inestabilidad en la bolsa, volvió a apreciarse. La cotización minorista terminó en 38,53 pesos, con un retroceso de 20 centavos. El mayorista finalizó en 37,50 pesos, con una baja de 20 centavos. En el Banco Central decidieron comprar 50 millones de dólares para intentar que la divisa vuelva a posicionarse en la zona de no intervención. La participación de la entidad no fue exitosa. El piso de la banda cambiaria se ubicó en 37,64 pesos, 14 centavos por encima del tipo de cambio mayorista. 

El índice MerVal registró un retroceso de 3,5 por ciento. La cifra fue aún mayor si se mide en moneda extranjera porque el peso se apreció cerca del 0,5 por ciento. Algunas de las empresas que más perdieron fueron los bancos, los cuales en las primeras semanas de enero habían registrado un importante rebote, con alzas de más de 20 por ciento. El Macro perdió un 4,4 por ciento, al tiempo que el Banco Francés anotó una pérdida del 2,7 y el Grupo Financiero Galicia, del 3,7. Las energéticas fueron otras firmas con caídas importantes. Central Puerto marcó un retroceso del 5,4 por ciento, mientras que Pampa Energía cayó 3,1 por ciento, Edenor 2,5 e YPF 4,1. Entre las 20 acciones que componen el índice S&P Merval del Byma no hubo ninguna con aumento de precio. La que menos bajó fue Transener (0,7 por ciento) y la que más perdió fue Banco Supervielle (6,6).

Los operadores del mercado mencionaron dos elementos para explicar el aumento de la volatilidad y las caídas de las acciones. El primero fue el argumento usual que ofrecen las agencias de bolsa cuando hay pérdidas bursátiles: los inversores tomaron ganancias. La bolsa porteña a partir de la navidad anotó una importante recuperación con subas de más de 20 por ciento en dólares y acciones que aumentaron más del 30. La jornada de ayer habría sido para varios inversores un punto de inflexión para realizar las ganancias y rearmar su estrategia de activos. El segundo punto que destacaron fue la floja performance de las finanzas globales. En Estados Unidos las bolsas bajaron casi el 2 por ciento (al subrayarse la merma de 1,9 por ciento en el Nasdaq). Esto impactó en el indicador de volatilidad de los activos norteamericanos, que se conoce como VIX, y en la jornada de ayer subió 16,1 por ciento. Los fondos que invierten en activos emergentes anotaron bajas de más del 2 por ciento. Este enero venía siendo el mejor inicio de año para las economías no desarrolladas en más de tres décadas.

Los bonos en moneda extranjera también anotaron pérdidas de más del 1 por ciento y provocaron una nueva suba del riesgo país, que volvió a acercarse a 700 puntos. El pico había sido de 837 unidades en diciembre pasado. El Banco Central licitó Leliq por 198 mil millones de pesos. La tasa promedio fue del 56,94 por ciento, cuando había sido del 57,13 por ciento en la jornada anterior. En cuanto a las reservas, se ubicaron en 66.486 millones de dólares, con un alza de 68 millones.

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ