Dirigentes de la central descartaron ir a la huelga el 3 de abril
La CGT no se suma al paro
Andrés Rodríguez y Carlos Acuña reiteraron su negativa a participar de la medida de fuerza. El cruce con Pablo Moyano.
“La CGT le hizo cinco paros a este gobierno”, remarcaron los dirigentes de la central obrera.“La CGT le hizo cinco paros a este gobierno”, remarcaron los dirigentes de la central obrera.“La CGT le hizo cinco paros a este gobierno”, remarcaron los dirigentes de la central obrera.“La CGT le hizo cinco paros a este gobierno”, remarcaron los dirigentes de la central obrera.“La CGT le hizo cinco paros a este gobierno”, remarcaron los dirigentes de la central obrera.
“La CGT le hizo cinco paros a este gobierno”, remarcaron los dirigentes de la central obrera. 
Imagen: Bernardino Avila

No, no y no. La conducción de la CGT sigue negando la posibilidad de convocar a un paro general y, más específicamente, llamar a adherir a la huelga lanzada por diversos sindicatos para el 30 de abril. El secretario adjunto de la CGT, Andrés Rodríguez, fue el último el descartar esa posibilidad, aunque poco antes también lo había hecho uno de los integrantes del dueto de secretarios generales, Carlos Acuña. Por su parte, el camionero Pablo Moyano sostuvo: “Que la CGT hable de paros es como que Barreda hable de familia”, en alusión al femicida Ricardo Barreda.

Las cartas están echadas: un sector del sindicalismo junto a  las CTA llamaron al paro para el martes 30 de abril, los gremios del transporte anunciaron que pararán por un reclamo sectorial el 1º de mayo y la CGT sigue negando cualquier posibilidad de una medida de fuerza general. 

El titular de UPCN y secretario adjunto de la CGT, Andrés Rodríguez, reiteró que “la CGT no se va a sumar al paro del 30 de abril”, aunque “sí va a adherir a la propuesta que organizaron los sindicatos del transporte el 1° de mayo”. El dirigente estatal sostuvo que la CGT “le hizo cinco paros a este gobierno” (en rigor, fueron cuatro). 

Mientras el trabajador estatal perdió en promedio un 27,9 por ciento de su poder adquisitivo en los últimos tres años según la junta interna del Indec, Rodríguez dijo que no hay que parar porque “este es un año político”. Además, dijo, se trata de un “momento muy delicado, donde a algunos trabajadores les cuesta mucho parar porque pierden un jornal; el paro del 30 es de un sector”. 

Acuña se alejó también de la posibilidad de que la CGT se sume al paro del 30. El discurso fue similar: “Es momento de trabajar en la política para que este Gobierno no vuelva nunca más y darles apoyo a los que pretendan el mejor proyecto”. Acuña aseguró que no tiene “nada que ver con Moyano ni con la CTA” y dejó en claro que “cuando estuvieron dentro de la CGT nunca propusieron un paro ni medida de acción”. “Ahora no integran el consejo directivo”, afirmó el secretario general del Sindicato de Obreros y Empleados de Estaciones de Servicio.

“Ellos convocan como sector, como gremio importante dentro del movimiento obrero y está bien”, dijo Acuña, aunque rápidamente agregó que la CGT llamó a “cuatro paros nacionales” durante el gobierno de Mauricio Macri. “Este gobierno tiene una gran virtud: va a lograr que la oposición se una en torno a un bien en común, que es sacar adelante al país”, sentenció. “Dicen que van a bajar los precios, pero la gente no tiene un mango. Están tomando por tonta a la gente. Si no toman medidas para que haya consumo y las pymes puedan producir, todo lo demás son espejitos de colores que no van a durar.” 

El secretario adjunto de Camioneros, Pablo Moyano, les contestó con cara de pocos amigos. “Escuchaba a Carlos Acuña criticando el ‘paro de Moyano’; pero no es el ‘paro de Moyano’ sino de muchísimas organizaciones gremiales peleando contra este modelo económico: que hablen de paro es lo mismo que Barreda hable de la familia, porque estos dirigentes entregaron las conquistas de años de los trabajadores”, sostuvo. “Igualmente muchos de sus trabajadores van a adherir a este paro: se van a sorprender porque hay muchos delegados que integran la comisión de la CGT que van a acompañar”, aseguró Moyano, quien dijo que el paro “será contundente, más allá de que los dirigentes no adhieran a un paro legítimo. Los trabajadores no aguantan más esta política económica de desocupación, tarifazos, despidos e inflación”.

Audiovisual
Audiovisual
Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ