“Un riesgo de graves violaciones de los derechos humanos"
Siguen los repudios al arresto de Assange

La Asociación Americana de Juristas (AAJ) repudió a través de un comunicado el retiro de protección diplomática por parte del gobierno de Ecuador y la entrega a Reino Unido de Julian Assange, fundador de WikiLeaks. La postura de la AAJ, ONG con estatuto consultivo ante el Consejo Económico y Social de las Naciones Unidas, quedó plasmada en un documento en el que se destaca la “valentía de Assange en revelar la vigilancia estatal que viola los procesos básicos de democracia, los derechos constitucionales y los derechos humanos”.

Assange, editor y ciberactivista, fue arrestado el pasado 11 de abril. Estaba refugiado desde 2012 en la embajada de Ecuador en Londres, en el distrito de Knightsbridge, luego de que la Corte Suprema británica fallara en su contra y ordenara su detención y posterior traslado a Suecia, donde una fiscal había cursado una orden de captura internacional por considerarlo sospechoso de haber cometido un crimen sexual. Aunque nunca fue acusado de dicho crimen y la fiscalía sueca eventualmente archivó la investigación, Assange fue detenido tras ser expulsado de la embajada por supuestamente haber violado su libertad condicional. Minutos después Estados Unidos cursó su pedido de extradición.

La decisión del gobierno de Ecuador, que coloca al activista a un paso de la extradición a los Estados Unidos y que fue justificada por Lenín Moreno como una respuesta a las reiteradas violaciones (por parte de Assange) de las “convenciones internacionales y protocolo de convivencia”, es para la AAJ una “renuncia a la soberanía nacional”.

Es, también, una medida que “vulnera el derecho al asilo y viola los artículos 9 y 10 de la Declaración Universal de Derechos Humanos, los artículos 7, 9, 10 y 14 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, el derecho humanitario y la Constitución ecuatoriana”. También asegura la AAJ que la Convención contra la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes prohíbe la extradición a un país donde la persona puedo correr peligro de ser torturada.

Asimismo, organizaciones sociales, periodistas y personalidades de la cultura y la política de todo el mundo respaldaron a Assange. Entre los firmantes de todo el mundo figuran el Premio Nobel de la Paz Adolfo Pérez Esquivel; Manuel Zelaya, ex presidente de Honduras; Fernando Lugo; ex Presidente de Paraguay, el cantautor cubano Raúl Torres, la Madre de Plaza de Mayo Nora Cortiñas.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ