ECONOMÍA 
Trabajo solidario con criadores de cabras
En busca de “una formación más comprometida con la realidad”, estudiantes de la carrera de Medicina Veterinaria de la UNRC y la UNVM trabajaron en los departamentos de Cruz del Eje y Minas para mejorar la producción caprina. 

L as universidades nacionales de Río Cuarto (UNRC) y de Villa María (UNVM) aportaron sus conocimientos teóricos a criadores de cabras del noroeste cordobés con el fin de mejorar la producción.

De la actividad participaron estudiantes y docentes de las carreras de Medicina Veterinaria de ambas universidades. Esta vez visitaron 35 familias y tomaron muestras de unos 2000 animales en los departamentos de Cruz del Eje y Minas. Los estudiantes compartieron dos días con los campesinos, con el objetivo de empatizar con ellos y contextualizar su práctica.

En conversación con el Suplemento Universidad, uno de los docentes al frente del proyecto, Manuel Schneider, explicó que este tipo de pasantías apunta a “hacer llegar los conocimientos a lugares donde no llega la actividad privada. En este caso, a los productores pequeños, a comunidades de la agricultura familiar, para trabajar desde sus necesidades”.

“Tratamos de dar una formación más comprometida con la realidad. Estamos convencidos de que así transformamos una realidad injusta”, enfatizó.

Esta clase de actividades se articula con un trayecto curricular que plantea la realización de Prácticas Socio Comunitarias (PSC) para mejorar la formación integral de los futuros profesionales. El proceso es financiado por el Ministerio de Ciencia y Tecnología cordobés con aportes de la UNRC, la UNVM y el Movimiento Campesino de Córdoba (MCC).

“Muchos de los docentes son egresados nuestros y hemos trazado objetivos comunes, como promover veterinarios críticos. Investigar problemas en estos trabajos de campo apela al interés de los chicos de materias de sexto año”, profundizó Schneider.

Con respecto al balance que arrojó el proyecto, el docente señaló que “muchos de los estudiantes terminan desempeñándose en áreas de agricultura familiar, con pequeños productores. Más de 500 han pasado por la experiencia”.

A modo de conclusión, el docente remarcó que desde las autoridades académicas siempre han recibido el apoyo necesario para costear este tipo de modalidades que rompen con los parámetros tradicionales de la Medicina Veterinaria.

Desde 2015, actividades similares a las realizadas en este proyecto se desarrollan en la región de Traslasierra entre la UNRC, el MCC y el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa).

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ