Covid-19: dos casos más en Rosario, 6 en provincia, y suman 485

Los dientes apretados detrás del tapabocas

Testearon a 1200 personas en Las Flores, bloquearon el ingreso de 200 autos desde Buenos Aires. Javkin pidió evitar aglomeraciones como las pro y contra Vicentin
Javkin estuvo en el testeo masivo que se hizo ayer en Las Flores. Javkin estuvo en el testeo masivo que se hizo ayer en Las Flores. Javkin estuvo en el testeo masivo que se hizo ayer en Las Flores. Javkin estuvo en el testeo masivo que se hizo ayer en Las Flores. Javkin estuvo en el testeo masivo que se hizo ayer en Las Flores. 
Javkin estuvo en el testeo masivo que se hizo ayer en Las Flores.  

La emergencia sanitaria continuó ayer su intensidad en el intento de evitar una escalada mayor de la curva de casos positivos. Los equipos de salud desplegaron testeos masivos en el barrio Las Flores, en busca de reducir la chance de un brote de covid-19 luego de que se detectara el contagio de un niño de 5 años. Después de una jornada en la que Rosario había registrado con alarma 7 casos nuevos, ayer la perspectiva menguó: se detectaron solo seis casos nuevos en toda Santa Fe, de los cuales 2 residen en esta ciudad, y ambos de nexos conocidos de contagio. Mientras tanto, el control sanitario del tránsito en las rutas limítrofes de la provincia rechazó el ingreso de unos 200 vehículos. Desde la municipalidad trascendió que se evalúa la posibilidad de volver a restringir las reuniones afectivas y familiares, y Pablo Javkin renovó su apelación a sostener los cuidados, la responsabilidad ciudadana para evitar contagios. Se mantiene la certeza de que en esta región se avecina el momento más crítico de la pandemia por los próximos treinta días.

Una brigada de agentes sanitarios se desplegó ayer por el barrio Las Flores, donde el jueves se había detectado un caso de covid-19 en un niño de 5 años. Hubo testeos masivos en la población, tal como antes había sucedido en Cabin 9 ante el contagio de una enfermera del centro de salud barrial. Un vocero ministerial precisó anoche el balance de la jornada: en Las Flores se entrevistaron a 1192 personas en 328 hogares, y de esas 45 fueron sometidas a hisopados para determinar si están infectadas o no con coronavirus.

La jornada a nivel provincial terminó con 6 casos nuevos detectados (ahora suman 485) en Rosario (2), Villa Constitución (2), San Lorenzo y Santa Isabel. El informe oficial señala que ayer había 26 pacientes internados en salas generales de hospitales y sanatorios, y solo 1 en terapia intensiva. El resto evoluciona de manera favorable.

Estos operativos como el desarrollado en Las Flores se encuadran en el llamado "plan Detectar" y el de ayer fue supervisado por las autoridades de Salud, Sonia Martorano y Leonardo Caruana, y el intendente Pablo Javkin. 

"Este es el mes en el que tenemos que estar más atentos que nunca, el virus no pasó y ahora es el momento de mayor alerta", señaló el jefe municipal. En ese sentido, llamó a desalentar concentraciones masivas de personas, como las manifestaciones a favor y en contra de la estatización del grupo Vicentin, que ocurrieron el jueves en Rosario y en Reconquista, y en el que los participantes no cumplieron con el mínimo distanciamiento social requerido, y en muchos casos ni siquiera con tapabocas.

"Entiendo que toda expresión es legítima, pero ahora es elmomento de priorizar la salud de todos, porque hicimos un gran esfuerzo hasta acá. La prioridad tiene que ser la salud, no es momento para confrontar sino para continuar con el esfuerzo realizado y evitar la propagación del virus", apeló Javkin, tanto para la prensa como para los vecinos abordados por los agentes sanitarios.

"La verdad que fue un gran trabajo en el barrio, en conjunto. Retomar coordinadamente salud provincial y municipal tiene sus buenos efectos. Se trabajó muy bien", celebró Caruana a Rosario/12.

Según comentó el secretario de Salud municipal, las autoridades por ahora descartan retroceder y prohibir actividades sociales, pero sí evalúan "ajustar algunos aspectos" en cuanto a la permisividad de reuniones afectivas y familiares. Entienden que allí hay relajamiento de precauciones y, por lo tanto, temen que sirva de factor de propagación del virus.

La cercanía del Amba como amenaza sanitaria hizo que el control de las rutas que conectan con Buenos Aires se mantenga firme hasta el domingo. Y no solo desde Buenos Aires. En total se monitorearon 26 accesos limítrofes en todas las rutas que ingresan a la provincia. El gobierno informó ayer que los agentes hicieron regresar a Buenos Aires, solo en la autopista Aramburu y entre jueves y viernes, a más de 200 vehículos sin permiso de circulación válido.  "No se les permitió el ingreso, hay mucha gente que intentó ingresar desde regiones con fase 1 de la pandemia", explicó la ministra Martorano. "Fueron escoltados de regreso a su lugar de origen tras no acreditar permisos esenciales para ingresar al territorio provincial. Y también, por no superar tests de anosmia (test de olfato)", indicó anoche un comunicado oficial. 

En el anecdotario quedó un sinfín de argumentos que esgrimieron los viajeros rechazados: visitas familiares sin fundamento, o el caso de un matrimonio oriundo de la localidad bonaerense de Las Flores que fue sorprendido en una casa quinta de Pueblo Esther. El fiscal a cargo de estos casos, Gustavo Ponce Asahad, ordenó el arresto de la pareja por violar la cuarentena y el secuestro de su vehículo Renault Duster. Y en otro procedimiento, detuvo a 16 personas que participaban de un torneo clandestino de truco (ver aparte).

El subsecretario de Seguridad Vial, Osvaldo Aymo, manifestó asombro por "la cantidad de permisos inválidos que hay: con la nueva aplicación que implementamos a través de los dispositivos móviles que leen los permisos QR, se ha verificado que muchos de estos permisos resultaron inválidos tras el escaneo. Apelamos a la responsabilidad de los que transitan”, subrayó. Los controles continuarán hasta las 20 del domingo, por lo menos. "No vamos a permitir el ingreso a la provincia a personas que no tengan la documentación respaldatoria y, que las actividades que van a realizar en el territorio sean reales”, advirtió.

En ese sentido, Aymo recalcó: “El gobernador fue muy claro, si la persona tiene que ir a trabajar o cumple una labor esencial no se lo vamos a impedir, solo le pedimos que tome todas las medidas necesarias de cuidado: respetar el distanciamiento social, el uso de barbijo o tapabocas, el lavado de manos de forma permanente y, contar con toda la documentación necesaria correspondiente”.

 

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ