Se llama Franco Martínez y denuncian que la fiscalía y la Bonaerense lo empezaron a buscar 9 días después de la desaparición

Reclaman por demoras en la búsqueda de un joven en Lomas de Zamora

Martínez, de 21 años, desapareció el 23 de julio, en Villa Albertina, cuando fue a la casa de un amigo a la que nunca llegó. 

Los familiares de Franco Daniel Martínez, de 21 años, solicitaron la intervención de las máximas autoridades de la provincia de Buenos Aires para “agilizar la búsqueda” del joven, que está desaparecido desde el 23 de julio pasado. Lo hicieron ante lo que consideran “la falta de agilidad y de actividad” por parte de la policía bonaerense y de la fiscal de Lomas de Zamora Marcela Juan, ante quien presentaron la denuncia el 25 de julio “luego de que se cumplieran las 48 horas de espera que nos pidieron para poder hacerla”.

Lizeth Martínez, hermana del joven desaparecido, dijo en un video difundido a través de las redes sociales, que Franco fue visto por última vez a las 19 del jueves 23 de julio cuando salió de su casa, en la localidad de Villa Albertina, partido de Lomas de Zamora. Según la famila, recién este sábado 1º de agosto, nueve días después de la desaparición “se realizaron los primeros rastrillajes” en la zona donde fue visto por última vez.

Lizeth dijo que en el celular del joven “sólo atiende el contestador”. Aclaró que no hubo ninguna situación que indique que se haya ido por propia voluntad. “No se peleó con nadie de la familia, sus amigos no lo vieron, no tiene novia, casi ni utiliza redes sociales, es un joven responsable de 21 años recién cumplidos, que atiende su kiosco en el hogar, y jamás se hubiera ido tantos días abandonando su actividad”, aseguró su hermana. Aseguró también que es “un chico sano, que no fuma, no se droga, trabaja en el kiosco, es responsable y no se fue por propia voluntad”.

La joven cuestionó “la ineficacia de la Policía Bonaerense”, luego de precisar que hicieron la denuncia el sábado 25 de julio ante la comisaría décima de Ingeniero Budge, en Puente de la Noria. “No tuvimos respuestas, no hubo agilidad por parte de la policía y de la fiscalía que interviene. La familia, vecinos y amigos estuvimos moviéndonos por nuestra cuenta, consultando en hospitales a ver si podía estar ahí herido, consultando en distintas comisarías. No hay rastro de él”, dijo Lizeth.

Sobre la actuación de la fiscalía, sostuvo que “tardaron nueve días” en activar la búsqueda de su hermano. Aseguró que recién en esta semana “comenzaron a revisar las cámaras de seguridad” para ver si podían encontrar algún dato sobre el paradero de su hermano. “A Franco lo desaparecieron, o algo le pasó. Necesitamos respuestas, necesitamos que intervengan los que tengan que intervenir y que hagan su trabajo con eficacia”.

El día que desapareció le dijo a su familia que iba a casa de un amigo, pero nunca llegó a ese lugar. El joven vive en Villa Albertina y desde la noche del 23 de julio, al ver que no contestaba el celular, sus familiares llamaron a todos sus amigos, pero nadie dijo haberlo visto. “No sabemos qué le pasó, si fue víctima de un caso de inseguridad o qué pudo haberle pasado”, declaró su hermana.

Ante la incertidumbre, la familia solicitó públicamente la intervención directa del intendente Martín Insaurralde, del ministro de Seguridad provincial Sergio Berni y del gobernador Axel Kicillof para que los responsables de la investigación “aceleren la búsqueda de Franco Daniel Martínez”. 

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ