San Lorenzo recibe a Chapecoense sin su figura

Se la tiene que arreglar sin Belluschi

Los jugadores quieren volver a festejar.Los jugadores quieren volver a festejar.Los jugadores quieren volver a festejar.Los jugadores quieren volver a festejar.Los jugadores quieren volver a festejar.
Los jugadores quieren volver a festejar. 
Imagen: EFE

San Lorenzo, sin su figura Fernando Belluschi por una sanción, recibirá hoy a Chapecoense de Brasil, por el partido de ida de las semifinales de la Copa Sudamericana, que es prioridad para el conjunto de Boedo. El técnico del equipo argentino, el uruguayo Diego Aguirre, lamentó la ausencia del mediocampista Belluschi, quien fue expulsado en la revancha de cuartos de final ante Palestino de Chile, para la ida de las semifinales del torneo internacional.
“Es una baja tremenda porque es el jugador más decisivo que tenemos”, señaló Aguirre, que podría incluir al delantero Ezequiel Cerutti en su lugar, en un planteo más ofensivo, o al volante Alberto Costa, quien sería reemplazante natural de Belluschi y jugaría en su mismo puesto. Si entra Cerutti, Cauteruccio pasaría a jugar a la izquierda, y Sebastián Blanco se correría al medio. 
Por lo demás, San Lorenzo saldrá a jugar con lo mejor que tiene, a pesar de que también necesitará a sus titulares para el clásico del domingo ante Huracán, por la novena fecha del torneo de Primera. “Los clásicos hay que ganarlos, no voy a resignar nada. Pero también es imperioso ganar por la Sudamericana. Si podemos hacer una diferencia y no recibir goles, mejor”, agregó Aguirre.
Chapecoense, equipo dirigido por el técnico Caio Júnior, hizo anoche el primer reconocimiento de campo en el Nuevo Gasómetro. El conjunto de Santa Catarina tiene un argentino en sus filas, el delantero Alejandro Martinuccio, surgido en Nueva Chicago y que jugó en varios equipos brasileños. El atacante, de 28 años, se recuperó de una lesión que lo alejó varias semanas de las canchas y estará entre los suplentes.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ