EL MUNDO › HABLA CARMEN HERTZ, QUERELLANTE EN LA CAUSA RIGGS

“Le espera un nuevo desafuero”

La abogada querellante en la causa de las cuentas secretas del Banco Riggs, Carmen Hertz, habló con Página/12 y aseguró que no apelarán el fallo de ayer de la Corte de Apelaciones de Santiago, porque “no tiene sentido, su libertad ya fue confirmada”. Explicó que lo verdaderamente relevante es que “después de 20 años de que se niegue justicia no vuelva a ocurrir lo mismo que con la Caravana de la Muerte, en donde los allegados de Pinochet lo blindaron detrás de una supuesta demencia”.
Explicó que actualmente están esperando a ver “si la defensa de Pinochet va a apelar el procesamiento”. Si lo hace –lo que nadie duda–, Hertz se mostró convencida de que la Corte confirmará la decisión del juez Carlos Cerda, ya que las acusaciones están “fundadas en evidencia múltiple, extensa y precisa”. Las pruebas, según la abogada, son contundentes en cuanto a los desvíos de gastos reservados del Estado a “su bolsillo”, como las comisiones por venta y adquisición de armas durante su gobierno.
Hertz, que también es querellante en la causa de la Caravana de la Muerte, adelantó que si el pleno de la Corte Suprema no responde antes de fin de año al pedido para rever el sobreseimiento, en ese caso irán directamente a la Corte Interamericana de Derechos Humanos de la OEA. Para la abogada, no obstante, sería muy importante que la Corte investigue si existe o se puede crear algún recurso judicial. “La lógica dice que Pinochet no pudo estar demente tres años atrás y hoy estar sano”, ironiza Hertz.
También adelantó que la semana que viene la Corte de Apelaciones tratará un nuevo posible desafuero para el ex dictador. Sería por la causa Villa Grimaldi, “lo que equivaldría a su ESMA,” explicó la abogada. “Lo más probable es que prosperará, lo que significa un proceso seguro ya que la Corte sólo aprueba el desafuero cuando hay razones demás fundadas”, se animó a adelantar, aunque reconoció que todavía queda la Corte Suprema por lo que la causa tiene, por lo menos, “para un mes más”.
La causa, que comenzó a partir de las cuentas secretas del ex dictador en el banco estadounidense Riggs se extendió, transformándose en una compleja y amplia red de delitos. Por eso –explica Hertz– todavía es necesario continuar con la investigación que, hasta el momento, abarca más de 130 cuentas bancarias, un poco menos de 20 países, paraísos fiscales y decenas de edecanes, testaferros y nombres falsos.

Informe: Laura Carpineta.

Compartir: 

Twitter
 

Familiares de las víctimas fueron a la Corte Suprema.
SUBNOTAS
  • “Le espera un nuevo desafuero”
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.