SOCIEDAD

Una promesa por escrito

 Por Gustavo Veiga

Si hay un funcionario que quedó atrapado en la promesa de no demoler el edificio de Paseo Colón 1318, es Carlos Javier Regazzoni, el ex subsecretario de Gestión Económica Financiera y Administración de Recursos de Educación –tal el nombre del pomposo cargo– que hoy es el director ejecutivo del PAMI. El presidente Mauricio Macri lo llevó desde la Ciudad a la Nación. A fines de 2014, en una vista al Centro educativo, se comprometió ante los chicos a que el inmueble continuaría en su lugar.

El funcionario que dependía del ministro Esteban Bullrich prometió de palabra, pero también lo puso por escrito, que el edificio no sería demolido por la traza del metrobús sur. Los propios alumnos le pidieron que lo dejara asentado en el libro de actas del Isauro Arancibia y hasta lo filmaron. La comprobación de su gesto voluntario, que bien podría transformarse en un acto de voluntarismo, quedó plasmada sobre el blanco papel. En el instituto desean que se cumpla la palabra empañada, aunque Regazzoni ya no integra el gabinete de Educación porteño. Después de una frustrada candidatura a intendente en Almirante Brown ahora se ocupa de los jubilados.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
  • Una promesa por escrito
    Por Gustavo Veiga
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.