cash

Domingo, 4 de mayo de 2014

PROYECTO RA-10: REACTOR NUCLEAR ARGENTINO MULTIPROPOSITO

Líderes en la región

Este reactor diseñado por la CNEA será empleado para la producción comercial de radioisótopos de aplicaciones médicas, para el ensayo de nuevos combustibles y materiales nucleares y para el desarrollo de aplicaciones tecnológicas.

 Por Ricardo De Dicco *

El Proyecto RA-10 nace oficialmente en junio de 2010, cuando la Presidencia de la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA), por resolución 200/10, resuelve dar inicio al diseño, construcción y puesta en marcha de un reactor nuclear multipropósito denominado RA-10, de 30 MW de potencia térmica, que empleará U235 enriquecido a menos del 20 por ciento y agua liviana como moderador y refrigerante.

Entre los objetivos principales del Proyecto RA-10 podemos destacar la necesidad estratégica de:

1. Incrementar la producción comercial de radioisótopos destinados al diagnóstico de enfermedades que sirvan a la satisfacción de las necesidades de los mercados local, regional y en menor medida internacional, por medio del aumento de producción del radioisótopo Mo-99 y el desarrollo de una nueva generación de radioisótopos.

2. Desarrollar ensayos de nuevos combustibles y materiales nucleares a través de la implementación de facilidades para la irradiación de miniplacas y combustibles para reactores nucleares experimentales del tipo MTR, ensayos sobre elementos combustibles de reactores nucleares de potencia, sobre materiales estructurales para estudios de daño por radiación y corrosión, y sobre materiales constitutivos del recipiente de presión de reactores nucleares de potencia para estudio de fragilización.

3. Desarrollar aplicaciones tecnológicas y abordar un amplio rango de temas vinculados con la investigación básica en los campos de la ingeniería nuclear, la ciencia y tecnología de materiales, la física de la materia condensada, la química y la biología, por medio de técnicas neutrónicas basadas en el empleo de neutrones térmicos y fríos.

El reactor RA-10 será emplazado en un predio de la CNEA perteneciente al Centro Atómico Ezeiza (CAE), sitio en donde opera desde 1967 el reactor nuclear de producción comercial de radioisótopos y de investigación RA-3, cuya producción cubre las necesidades de abastecimiento de radioisótopos del país.

En el presente, la prestigiosa empresa pública Invap se encuentra ejecutando la Ingeniería de Detalle del RA-10, encargada por la CNEA a principios de 2013, en un esquema de etapas similar al que aplicó para la Ingeniería Básica entregada a fines de 2012. Por otra parte, cabe destacar que en mayo de 2013 Invap y la CNEA anunciaron que Brasil contratará la ingeniería básica para la construcción del Reactor Multipropósito Brasileño (RMB), similar al RA-10, por un monto superior a los 60 millones de pesos a la empresa Invap. Posiblemente este año se replique igual mecanismo para contratar la ingeniería de detalle del RMB a Invap.

Según informó la CNEA, se encuentra completada la revisión crítica de diseño de la obra civil, finalizado el estudio de emplazamiento del reactor en el predio del CAECNEA e implementado el programa comunicacional con la Autoridad Regulatoria Nuclear (ARN) en el contexto del proceso de obtención de la licencia de construcción. Por otra parte, se llevó a cabo la Evaluación de Impacto Ambiental y el Plan de Gestión Ambiental del proyecto, se planificó una presentación ante el Organismo para el Desarrollo Sustentable (OPDS) en diciembre del 2013, con el objetivo de obtener el Certificado de Aptitud Ambiental a mediados de 2014. La elaboración de los pliegos de condiciones generales y particulares para la contratación de la obra civil –la cual se encuentra en instancia de ingeniería de detalle– se encuentra completada, junto al pliego de especificaciones técnicas.

Desde el Oetec/Clicet estimamos que el proceso de licitación concluirá durante el transcurso del primer semestre de este año, para dar comienzo a las obras civiles a partir del segundo semestre. Si los tiempos del cronograma se cumplen correctamente, es muy posible lograr la puesta en marcha del reactor hacia el año 2018.

Considerando que el principal objetivo del RA-10 será la producción comercial de radioisótopos para satisfacer la demanda del mercado interno, también debe tenerse en cuenta que para la fecha en que inicie su operación comercial varios de los principales reactores de producción de radioisótopos del mundo deberían salir de servicio por finalización de su vida útil, y en ese sentido el RA-10 podría suministrar diversos radioisótopos para exportar a países miembros de la Unasur.

En suma, con el reactor nuclear RA-10, el país podrá:

- Abordar la creciente demanda de radioisótopos, garantizando la capacidad de producción y asegurando el suministro ininterrumpido, previendo el complemento o incluso oportuno reemplazo del reactor RA-3, actualmente utilizado a tales fines desde 1967. En ese sentido, el RA-10 no sólo consolidará el autoabastecimiento de radioisótopos, sino también podrá cubrir un porcentaje interesante de la demanda mundial (hasta el 10 por ciento de la producción mundial de Mo-99).

- Afianzar la relación estratégica con Brasil para lograr el liderazgo en el suministro de radioisótopos de aplicaciones médicas.

- Consolidar el posicionamiento del país en la producción de combustibles nucleares para reactores de investigación y de potencia.

- Brindar al Sistema Nacional de Ciencia y Tecnología oportunidades de investigación y desarrollo basadas en métodos neutrónicos, de gran relevancia para diversas ramas de la ciencia.

- Ofrecer a las empresas industriales del país participar con la provisión de componentes. En ese sentido, el Ministerio de Planificación Federal y la CNEA establecieron una base mínima de 80 por ciento de integración de componentes nacionales para el Proyecto RA-10.

- Posicionarse en el mercado mundial de reactores nucleares multipropósito para la producción de radioisótopos y la investigación científica y tecnológica aplicada, pero esencialmente avanzar en la construcción de la soberanía tecnológica de América latina y del Hemisferio Sur, poniendo al servicio de sus pueblos el desarrollo y su experiencia en el dominio de la tecnología nuclear con fines pacíficos

* Director del Observatorio de la Energía, Tecnología e Infraestructura para el Desarrollo (Oetec).

Compartir: 

Twitter
 

Invap y la CNEA trabajan en forma conjunta en el desarrollo nacional.
Imagen: Télam

tecnología

soberanía

-El reactor RA-10 será emplazado en un predio de la CNEA perteneciente al Centro Atómico Ezeiza.

-La prestigiosa empresa pública Invap se encuentra ejecutando la Ingeniería de Detalle del RA-10.

-Si los tiempos del cronograma se cumplen, es posible lograr la puesta en marcha del reactor hacia 2018.

 
CASH
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.