cash

Domingo, 6 de noviembre de 2016

PRESUPUESTO PARA CIENCIA Y TECNOLOGIA, COLOQUIO IDEA Y SCIENCE

Un activo de primera necesidad

La resistencia al ajuste en Ciencia y Tecnología en el Presupuesto 2017 reflejó el retroceso conceptual del actual gobierno acerca de la importancia estratégica del Estado como promotor de la investigación científica.

 Por Alberto Díaz *

Inspirado en “Violín y otras cuestiones” de Juan Gelman.

A través de los medios de comunicación se pudo seguir la discusión acerca del presupuesto para el 2017 del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva, que de manera resumida pasaría a ser de 0,59 por ciento del PIB en lugar del 0,71 por ciento que tenía en 2015, con todo lo que eso afectará a los investigadores, especialmente la formación de los jóvenes científicos y profesores, el financiamiento de proyectos de investigación, a las instituciones, al país. El Ministro de Ciencia, Lino Barañao, declaró que se tratará de mejorar y que en otros años esto sucedió al ir ejecutando el presupuesto.

Los investigadores aclaran y pelean en el Congreso y otros lugares manifestando, con razón, que esto marca un cambio fuerte de política y que será difícil restaurar el daño generado. Finalmente, el Gobierno aumentó un poco el presupuesto originalmente presentado luego de esas movilizaciones.

La “pelea” está dentro del club, de la “tribu” como decía Carl Djerassi y no parece mover el interés del resto de la sociedad. Es cierto que esta tiene muchos otros temas que resultan primarios, como se demostró en la masiva y emotiva manifestación, con paro, del “miércoles negro” del 19 de octubre. Pero también es cierto como dice Pablo Esteban en Página/12 “…¿y si la ciencia (también) fuera esencial? ¿Y si fuera un elemento de primera necesidad como la leche y el pan?”.

Casi en paralelo con estas discusiones transcurría en Mar del Plata el Coloquio de IDEA: lugar de cita, en especial, de los grandes empresarios; con visitas de los principales líderes políticos y de los altos funcionarios del gobierno, incluyendo el Presidente, ministros y entre ellos el de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva. Pavadas de temas en estas últimas cuatro palabras como diría el gran Jorge Sábato.

“En el país ¿qué debería hacerse para aprovechar la capacidad científica y tecnológica de los investigadores?” le preguntaron a Sábato hace unos 30 años. “Depende del significado de “aprovechar”. Si se trata de “aprovecharla” para impulsar el progreso de la ciencia, entonces lo esencial es promover el trabajo de los científicos que son los que hacen ciencia. Si se trata en cambio de “aprovecharla” en la producción de tecnología, entonces lo anterior no basta. Es esencial que al menos haya una política económica que incluya entre sus objetivos específicos el de lograr una capacidad autónoma de producción y distribución de tecnología en el circuito económico”. “Qué problemas científicos -tecnológicos fundamentales del país pueden resolverse con el aporte del “know-how “nacional”? La mayoría de los que en un país como la Argentina pueden razonablemente plantearse en este momento” (en Jorge Sábato, Ensayos con Humor, 1983, página 135, entrevista realizada en 1974).

Empresarios

¿Estos temas estuvieron presentes en el Coloquio de IDEA? Bueno, no mucho según los medios periodísticos: participación de investigadoras del Conicet en mesas del Coloquio: las doctoras Silvina Gvirtz y María Laura Alzúa integraron los paneles sobre Educación e Integración social respectivamente; con temas “tecnológicos” (sinónimo de las TIC) y con el discurso y declaración de Barañao. Según el ministro, el desafío es “prever una alternativa laboral”: “Las alternativas pasan por cosas que tienen que ver con la creatividad. Tal vez no haya trabajo para los que arman los teléfonos, una tarea que lleva 180 segundos, pero sí para el que hace la aplicación, el que se le ocurre un juego como Preguntados que emplea mucha gente y tiene un efecto muy grande”.

Pero las principales preocupaciones de los empresarios, fueron, de acuerdo a La Nación: “La agenda urgente, según los hombres de negocios: La inflación, la pobreza, el desempleo y la presión tributaria están entre los aspectos que requieren respuestas en forma más rápida, según consideran los empresarios; se valora que se hayan resuelto temas como el cepo y los holdouts”.

Publica Página/12 que el ministro de Ciencia y Tecnología, Lino Barañao, le pidió a los empresarios reunidos en el Coloquio de IDEA que “tomen conciencia de que la inversión en ciencia y tecnología no es un gasto”. Como para que les resulte atractivo, argumentó que “la innovación continua es lo que determina el acceso o el mantenimiento de mercados”. Barañao, en incómoda situación, buscó concientizar a los hombres de negocios con el tema. “Los empresarios deben tomar conciencia de que la inversión en ciencia y tecnología no es un gasto y no es solo parte de la responsabilidad social empresaria, sino que está vinculada a la propia supervivencia en un mundo cada vez más competitivo y globalizado”.

Barañao buscó explicar las diferencias entre cómo se manejaba la cuestión presupuestaria en el gobierno anterior y en éste: “no había una restricción al gasto público en su conjunto, y eso llevó a un déficit que ahora este Gobierno pretende corregir”, imaginó. Y elogió la meta de reducir el déficit: “Es un requisito importante para atraer inversiones”.

Estados Unidos

Para la misma fecha, la revista Science, una de las más importantes revistas de ciencia y tecnología del mundo, editada por la AAAS por sus siglas en inglés (Asociación Americana para el Avance de las Ciencias), publicó en su número del 14 de octubre pasado un editorial titulado “Los negocios respaldan la (ciencia) básica”, que fue escrito por S. Suresh (presidente de Carnegie Mellon University) y R. Bradway (Chairman y COF de Amgen, principal empresa de biotecnología). Comentan que más de 40 CEO y otros ejecutivos de las principales empresas de Estados Unidos manifestaron que los fondos federales para la investigación científica son una inversión para la prosperidad, seguridad y calidad de vida de Estados Unidos. El aviso se publicó en The Wall Street Journal y en The New York Times, en los dos en página entera (http://science.sciencemag.org/content/354/6309/151).

El editorial de la revista Science comenta que al comienzo de año se realizó esa reunión en Sunnylands en California para discutir la importancia crítica de la investigación científica básica. “Por décadas el sector privado estuvo fuera de algunas áreas de la investigación básica por la presión de los mercados. No obstante los líderes acuerdan que la investigación básica fortalecerá (permitirá tener éxito) o va a interrumpir el desarrollo de las corporaciones a futuro”. “Investigación básica en el largo tiempo, fundamentalmente financiada por el gobierno de Estados Unidos, son la base de algunas de las más exitosas y lucrativas innovaciones de la industria”. Llaman la atención que, entre otras cosas, el haber estado preocupados por el corto plazo que marcaba el mercado y alejados de la ciencia, podría llevar a que esa nación pueda perder la atracción y retención de los talentos de todo el mundo. Una parte muy importante de los estudiantes del mundo que desean formarse en Ciencia y Tecnología buscan a Estados Unidos por la excelencia científica del país. “Pero si Estados Unidos pierde su primacía, su excelencia en investigación, puede también perder el recurso vital de la “expertise” (pericia) y la innovación”.

Pero además y es para resaltar, los líderes de los negocios (CEO) resolvieron utilizar su credibilidad individual y colectiva y su valor como el estar al frente de las empresas, para lograr un mayor apoyo del gobierno a la investigación básica y revitalizar el ecosistema en ciencia. Para ello deberán superar la decaída opinión pública de Estados Unidos que opina que no es de valor la inversión pública en ciencia, no es una necesidad; pero si valorizan la inversión privada y con ésta sería suficiente para asegurar el progreso científico. Por esto, para lograr llegar ampliamente a la población (la sociedad) acuerdan asociarse con los líderes académicos para educar al público (sociedad) acerca de la importancia de la investigación básica

* UNQ/UBA.

Compartir: 

Twitter
 

Imagen: Guadalupe Lombardo
 
CASH
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared