cash

Domingo, 6 de noviembre de 2016

LIBROS MOVILIDAD SOCIAL DESDE LAS CLASES POPULARES

Se mueven las fronteras

La investigación de Pablo Dalle señala que la estructura social sigue siendo fluida, aunque advierte que hoy los hijos de padres obreros tienen menos chances de convertirse en profesionales. El rol del Estado y la recomposición colectiva durante el kirchnerismo.

 Por Dario Martelotti

A mediados del siglo pasado, Argentina se distinguía en el contexto latinoamericano por su amplio nivel de apertura e integración social. Las aspiraciones de los obreros no calificados y calificados de acceder a las ocupaciones de clase media de mayor prestigio constituían un horizonte más o menos posible. Sin embargo, la reestructuración neoliberal durante la última dictadura cívico-militar primero y el menemismo después barrieron con esa “sociedad desafiante”.El proceso de recomposición social iniciado en 2003 permitió a sectores importantes de las clases populares mejorar sus condiciones de vida y recuperar algunas de las “huellas perdidas” de ascenso social bajo el anterior período, aunque el régimen de movilidad no representa la misma apertura que otrora.

“El modelo de desarrollo económico implementado por el kirchnerismo fue positivo para las probabilidades y las oportunidades de movilidad ascendentes de las clases populares aunque es cierto que hacia el final llegó con muchas limitaciones estructurales de las cuales hay que dar un debate”, aportó el doctor en Ciencias Sociales Pablo Dalle en el marco de la presentación de Movilidad social desde las clases populares; un estudio sociológico en el Área Metropolitana de Buenos Aires (1960-2013) en el Instituto de Investigaciones Gino Germani.

Es un estudio de la movilidad social intergeneracional y la reproducción de las clases populares que recupera, con un enfoque heterodoxo, las preguntas del fundador de la Carrera de Sociología en nuestro país, Gino Germani, sobre la sociedad argentina moderna y sus grados de apertura. Continuando aquellos primeros estudios, el autor concluye que “las fronteras de clase se fueron cerrando progresivamente” en las últimas seis décadas. “El régimen de movilidad sigue siendo fluido, pero hoy predomina la movilidad de corta distancia y la apertura es menor. Los hijos de padres obreros, calificados y no calificados, tienen menos chances que en el pasado de convertirse en profesionales e integrar las clases medias”.

Héctor Palomino y Julián Rebón, investigadores del Instituto de América Latina y el Caribe y el Conicet, respectivamente, comentaron la publicación y coincidieron en que uno de los hallazgos centrales del libro es “el rescate” de la noción de movilidad colectiva en un marco analítico de trayectorias individuales y “en momentos en que vuelve a flotar en el ambiente el discurso del mérito y la competencia”. Según Rebón, la estrategia de ascenso social individual o familiar es el aprovechamiento de ciertas “ventanas” de oportunidad que les brinda el contexto histórico pero que ellos de algún modo no construyen y presupone, por un lado, el desclasamiento y el abandono paulatino de la cultura de origen y, por otro, da una imagen de movilidad que termina legitimando y reproduciendo la estructura de clases. El problema no serían las posiciones sino los obstáculos. “En cambio, la estrategia colectiva presupone recomponer las relaciones de clase y la organización colectiva. Si aquella aprovechaba el cambio estructural, pero no lo producía, esta que tiende a producir el cambio social, es decir, se mueven las fronteras y no los individuos”, destacó.

El libro realiza un recorrido histórico que va desde el final del primer peronismo hasta los diez años de gobiernos kirchneristas, pasando por la última dictadura cívico-militar y la década menemista, considerados estos como “momentos de cierre”. A grandes rasgos, hacia 1960 –el punto de partida elegido– Argentina se caracterizaba y distinguía por el peso y el tamaño de las clases medias, así como por una clase trabajadora consolidada, con altos niveles de empleo, salarios comparativamente altos con respecto a la región y amplio acceso a los derechos sociales. El genocidio reorganizador y la profundización de las políticas de desregulación y liberalización de la economía durante los 90’ barrieron con esa sociedad “europea”. El resultado fue la “sociedad excluyente” y el fin de los “largos saltos” de una clase a la otra.

En 2003, el retorno a políticas macroeconómicas y de empleo orientadas al mercado interno inició un proceso de recomposición social que implicó mejoras en las condiciones de vida de sectores importantes de las clases populares, aunque no logró revertir los profundos niveles de desigualdad social y precariedad laboral tras décadas de neoliberalismo. En contraste con el período anterior, sin embargo, los obreros registrados en la seguridad social volvieron a constituir el núcleo dinámico de las clases populares en Argentina y se reabrieron canales de ascenso social.

De acuerdo a las transformaciones analizadas, Dalle concluye que “el Estado desempeña un rol muy importante en allanar los caminos para el ascenso social, acercando oportunidades ocupacionales y educativas a las familias de clase popular, removiendo obstáculos para el desarrollo de capacidades y habilidades personales”. Como ejemplo, destaca la creación de Universidades Públicas en el Conurbano que facilitan el acceso a estudios universitarios, ya que la movilidad “no es sólo producto del tesón familiar y las capacidades individuales”, es decir, no es sólo una cuestión de agencia.

Hacia el final de la presentación, el académico hizo referencia al “dilema del desarrollo” que atraviesa el país y valoró que “el kirchnerismo fue positivo para las posibilidades de movilidad ascendente de las clases populares”, aunque reconoció que “hacia al final llegó con muchas limitaciones estructurales que es necesario dar un debate de cómo podían resolverse” y lamentó que “hoy estamos cambiando”. “La movilidad ocupacional ascendente se extiende no sólo en los períodos de dinamismo económico sino también y fundamentalmente en los de mayor presencia del Estado en la democratización de oportunidades”, reflexionó

Compartir: 

Twitter
 

 
CASH
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared