cash

Domingo, 23 de julio de 2006

FINANZAS › PERSPECTIVAS DE LA ACTIVIDAD BURSATIL EN UN ESCENARIO INESTABLE

Esperan una primavera

La mayoría de los operadores se tranquilizó un poco después del discurso de Ben Bernanke, titular de la Fed. No esperan subas abruptas de la tasa. Entonces, ahora, apuestan a acciones y bonos.

 Por Claudio Zlotnik

Los financistas coinciden en que éste es el mejor momento del año. Durante siete meses no tuvieron tregua. El contexto mundial, con la tasa internacional en curva ascendente y una economía estadounidense en un rumbo indefinido, fue una etapa para olvidar para los mercados emergentes. En la city, algunos arriesgan que la segunda parte de este 2006 puede dar revancha. De hecho, hay fondos de inversión internacionales que evalúan reconstruir la cartera en activos argentinos.

Aunque el conflicto en Oriente Medio abrió una nueva incógnita en el escenario geopolítico, la mayoría de los financistas piensa que para la Argentina se vienen buenos momentos. Se ilusionan con un segundo semestre atractivo en lo financiero. Nadie quiere dejar escapar esta oportunidad, que tiene su base en una economía que crece a tasas altísimas.

Los más arriesgados apuestan que el índice MerVal podría cerrar el año en los 2000 puntos. Significaría un alza cercana al 17 por ciento. A esos inversores más osados no les faltan argumentos para semejante optimismo, aunque siempre existen las precauciones por el escaso nivel de ofertas que muestra el panel de cotizaciones.

Sin embargo, vuelven a ser los títulos públicos los preferidos. Después de la reestructuración, los bonos argentinos tienen una gran liquidez y cotizan en Buenos Aires y Wall Street, condición ineludible para atraer la atención de los fondos internacionales.

En los bancos del exterior evalúan que la Argentina ofrece un escenario óptimo. Una economía que, en contra de los augurios de algunos gurúes de la city, sigue demostrando que crece a tasas chinas. Un hecho que es acompañado por un elevado superávit de las cuentas públicas, y que está creciendo a un ritmo anual del 25 por ciento. ¿Qué más se puede pedir? Hasta ahora, Estados Unidos era la única piedra con la que podían tropezar los inversores: un terremoto en la mayor economía del mundo no pasaría inadvertido para ninguna otra. Pero muchos creen que la última semana, Ben Bernanke dio la pauta de que no se espera un escenario malo. Y que esa señal podría traducirse en una bandera de largada para los corredores que buscan oportunidades en las plazas emergentes.

Por ahora, ninguno de los bancos tomados como referentes en Wall Street se animó a predecir un boom en los mercados. Pero hay coincidencia en que si, efectivamente, no sobrevienen sorpresas por el lado de la inflación en Estados Unidos y, como acaba de insinuar, Bernanke tolera un índice algo superior al 2 por ciento anual, los activos argentinos estarán entre los más elegidos por los inversores. En la mira se encuentran los bonos en pesos indexados, tanto de corto como de largo plazo. Algunas estimaciones dan cuenta de que esos títulos dejarían una rentabilidad de entre 5 y 10 puntos por encima de la inflación en esta última parte de 2006. Es una atractiva opción, justo cuando el rendimiento de los bonos a 10 años del Tesoro estadounidense ha vuelto a caer al 5,0 por ciento anual. En la city apuestan a que se viene una primavera en los mercados.

Compartir: 

Twitter
 

Los corredores plantean un escenario favorable para los activos bursátiles hasta fin de año.
Imagen: Rafael Yohai

El buen inversor

Hace 10 años, Banco Galicia lanzó el primer banco en Internet: e-galicia.com. Ahora presentó Galicia Móvil, el primer banco en el que se podrá operar por telefonía celular.

Se inauguró una muestra sobre la Minería Argentina en el Hotel Provincial de Mar del Plata.

El Grupo Arcor presentó su nueva línea de helados, iniciativa que demandó una inversión de 60 millones de pesos y generó 450 nuevos puestos de trabajo.

El Banco Macro recibió el premio Euromoney a la Excelencia 2006 como mejor banco de la Argentina. Según la publicación, el galardón fue otorgado por el desenvolvimiento del banco en los últimos cinco años.

Comenzó a operar Cordial, una compañía financiera. Con una inversión inicial de 1,5 millón de pesos abrió dos sucursales, una en Lomas de Zamora y otra en Berazategui.

SPI, el astillero de Mar del Plata, ganó una licitación internacional y comenzó a reparar el buque gasero brasileño “Guará”, integrante de la flota del Grupo Petrobras. La inversión rondará el millón de pesos.

 
CASH
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.