libero

Lunes, 16 de marzo de 2009

FUTBOL › EL GLOBO JUGO MEJOR EN ROSARIO, PERO...

Lo pinchó Vangioni

Huracán siempre estuvo en ventaja, pero el delantero de Newell’s, primero con zurda y después con derecha, le dio la igualdad, acaso inmerecida, a su equipo, que terminó con un hombre más.

 Por Alejo Diz

“Demostramos que un equipo que juega bien al fútbol también puede ser combativo”, concluyó Angel Cappa al finalizar el partido con Newell’s. El entrenador de Huracán no claudica en sus máximas y da batalla al fundamentalismo táctico con armas nobles: el talento de Matías Federico, Nieto y Pastore, jugadores que pasaron por el Parque Independencia con ideas claras y bien plasmadas en la práctica. La descarga de Cappa en su declaración ulterior a los 90 minutos obedece a la imposibilidad de pronosticar un partido de fútbol, como muchos de sus colegas aseguran. Para el Globo, el problema no resuelto fue Leonel Vangioni, que sacó dos zapatazos, uno por tiempo, para desdibujar en el marcador la buena imagen que dejó Huracán con la pelota rodando.

Si los dirigidos por Cappa tuvieran la camiseta de Boca o River, no habría sorpresas por señalar. Pero como el rival que ayer jugó como uno de los grandes fue Huracán, en Newell’s dominó la incredulidad. La historia arrancó a los cinco minutos, cuando Formica entregó mal un pase atrás y la visita lo castigó con un gol a favor: Matías Federico abrió para Leandro Díaz, quien definió cruzado y desviado, pero justo para que Nieto, quien entraba por el segundo palo, rematara con el arco sin custodia.

Más tarde, Federico quedó frente al arco pisando el área y la tiró afuera. Huracán llegaba con claridad, apuntalado en el medio por Bolatti, y por el toque preciso y ofensivo de sus cinco hombres de ataque (Pastore, Díaz, Nieto, Federico y César González).

La decidida vocación agresiva no se traducía en riesgos defensivos, porque en Newell’s nadie cumplía con su libreto, a excepción de Vangioni, quien desde 30 metros sacó un zurdazo que significó el empate. Contradicciones del fútbol: al local le alcanzó con la virtud de un hombre para igualar lo construido colectivamente por el rival.

Se fue lesionado Goltz y nada cambió. Es que Pastore también la tiró afuera al quedar en el área mayor, sacando provecho otra vez de una defensa de Newell’s, que dejaba muchos espacios a sus espaldas al intentar tirar el fuera de juego.

De Huracán se podía esperar su perseverancia para no alterar su plan de juego, incluso con el golpe que significó el empate. En Ne-well’s, a su vez, se podían esperar cambios, y eso ocurrió con los ingresos de Leandro Torres y Salcedo. Pero la visita seguía jugando a sus anchas. Si hasta Araujo se entusiasmó con la puesta en escena ofensiva, encaró, tiró una pared, enfrentó a Peratta, amagó y luego tocó suave para marcar el segundo.

Se encaminaba el juego a la victoria segura, cuando Vangioni volvió sacudir el arco de Monzón, esta vez con un derechazo cruzado al ángulo más lejano. Luego vio la roja Arano, y Cappa fue expulsado por quejarse del arbitraje de Abal. Pero lo cierto es que en Newell’s nadie conocía la efectividad que lució Vangioni, y sólo por eso Huracán no ganó.


Estadio: Newell’s.

Arbitro: Diego Abal.

Goles: 5m Nieto (H); 33m y 63m, Vangioni (N); 56m, Araujo (H).

Cambios: 30m, Esmerado por Goltz (H); 49m, L. Torres por Sperdutti (N); 58m, Salcedo por Formica (N); 62m, Sánchez por González (H); 73m, Donnet por Bernardi (N); 86m, Toranzo por Pastore (H).

Incidencia: 65m, expulsado Arano (H).

Compartir: 

Twitter
 

Vangioni inicia el festejo de uno de sus goles. El jugador marcó dos ante Huracán.
Imagen: Fotobaires
SUBNOTAS
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.