libros

Domingo, 19 de junio de 2005

LIBROS CHICHE

Libros para los más chicos: Tuk es Tuk

POR SANDRA COMINO

El libro álbum tiene dos códigos: la palabra y la imagen. Sin embargo, saca ventaja la importancia de la ilustración y no se puede prescindir de ella en la composición del relato. Una característica de estos libros es que la narración de la ilustración no empieza en la primera página sino que involucra el paratexto y absolutamente todo tiene sentido y continuidad: desde el dibujo de la tapa, la solapa, la portada, hasta los del retiro de tapa y la contratapa; la totalidad, está involucrada en el contar.

Ediciones del Eclipse marca un antes y un después en la edición de este tipo de publicaciones en la Argentina. Quien sabe porque su director de colección, Istvan Schritter, es ilustrador, candidato al Premio Andersen (que es como el Nobel pero de la LIJ) propuesto por Alija (Asociación de Literatura Infantil y Juvenil Argentina), que es sección nacional de IBBY (International Board on Books for Young People), institución que trabaja para difundir los mejores libros y autores para niños.

La producción del Eclipse se diferencia de las demás producciones porque no encasilla desde la forma los ejemplares, aunque pertenezcan a una misma colección tienen diferentes dimensiones. Entonces, libros diminutos conviven con otros más grandes, los hay de muchas páginas y de muy pocas; algunos son de tapa dura y otros de tapa blanda, de diseños austeros y de diseños fastuosos. En la pluralidad se puede apreciar que cada libro es único y al mismo tiempo compone la idea de diversidad en el conjunto del resultado. Istvan Schritter recibió como director de esta colección el premio “Octogonal de Honor” que otorga el Centro Internacional de Estudios en Literatura para Jóvenes (Cielj) de Francia.

Tuk es Tuk es una creación de Claudia Legnazzi, una de las mejores artistas argentinas que pinta para chicos y ha ganado numerosos premios en México, España y Japón. Presenta a Tuk por lo que no es y en la negación se inicia un despliegue de búsqueda por diferentes personajes hasta que nos enteramos quién es nuestro héroe. En el comienzo, que lo muestra de espaldas en el medio de un paisaje campestre, se lo puede pensar como un humano y, en efecto, Tuk tiene piernas y brazos, conductas de niño, luego de adulto, conoce a Tak, se enamora, llegan los Tukutitos, y conviven con ranatruces, ciguanejas, o seres más extraños como nubes de ratovejas, vacájaras, pulgarachas, todos en un pueblo donde la variedad no sólo está dada por el color.

La imagen en este tipo de álbumes narra más allá del texto. La información está más concentrada en la ilustración que en la palabra, de todos modos, en este caso las frases juegan con la imagen, adoptan formas, cambian de tamaño, se enrollan, se estiran, se ensanchan, zigzaguean, se vuelven gruesas y hablan en espejo. El mundo tiene leyes propias, el lenguaje transgrede por la forma, y es así como la anécdota está atiborrada de imágenes que describen dentro de una estética ingenua, pero tierna.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR LIBROS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.