libros

Domingo, 16 de diciembre de 2012

Ultima salida para Buenos Aires

 Por Sebastian Basualdo

“¿Qué posibilidades tiene alguien como yo de convertirse en escritora? ¿Qué posibilidades tiene alguien como yo de convertirse en cualquier cosa? La vida pasa frente a mí, mientras atiendo mesas en este restaurante de comida china, en donde no hay ningún chino y muy pocas personas que valgan la pena a decir verdad”, dice la joven narradora de Cocainómanos chilenos, la nueva novela del escritor Gonzalo León, donde, a modo de relato enmarcado, da comienzo a la ficcionalización de un diario de viaje urbano, mezcla de crónicas literarias –donde no falta el debido homenaje a Roberto Bolaño– y de pequeñas remembranzas que surgen como una suerte de apuntes o radiografía espiritual escrito por un hombre que piensa que morirá al cumplir los cuarenta y tres años y por eso rápidamente decide abandonar Chile para realizar un último viaje a Buenos Aires. “Como estoy seguro de que me moriré en pocos días, no pierdo nada en emprender éste o cualquier otro viaje. Una amiga que conoce mi fatalidad me aconsejó que aprovechara este viaje y lo transformara en algo útil. No sé cómo hacer eso, le dije, y ella agregó: ‘Uno siempre fabula los viajes’.” Nadie da un paso en el extranjero sin acercarse o alejarse de su patria, diría Sartre; y desde esta perspectiva Cocainómanos chilenos se convierte en una fábula intensa y crítica, donde el tiempo corre a pasos agigantados en la mirada ligeramente adánica de un hombre convencido de que lo perderá todo y por eso tiene la necesidad imperiosa de juntar todos lo recuerdos acumulados en el interior de eso que la gente suele llamar “experiencia”. Así, en compañía de amigos tan delirantes como entrañables, todas las noches se repliegan en una sola entre las drogas y el sexo, los boliches, matrimonios igualitarios y amores desencontrados, como si todo eso fuera parte de una intimidad que excluye a los turistas, pero abraza con un cálido gesto a los hermanos espirituales de cualquier nacionalidad que buscan perderse por los distintos barrios porteños.

Gonzalo León nació en Valparaíso, Chile, en 1968. Es autor, entre otras obras, de la novela Pendejo (2007) y el libro de cuentos Un imbécil leyendo a Nietzsche (2009).

Compartir: 

Twitter
 

Cocainómanos chilenos. Gonzalo León Mansalva 109 páginas
 
RADAR LIBROS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.