radar

Domingo, 2 de agosto de 2015

VALE DECIR

EL FUEGO CAMINA CON TODOS

Desde que anunciara su regreso, se retractara y finalmente volviera a las andanzas en la dirección de la tercera temporada de Twin Peaks, David Lynch ha sido testigo de la emoción viral que genera el retorno del mentado objeto de culto de tantísimos seriéfilos, ansiosos por reencontrarse con el afable agente Cooper y su método de deducción tibetano en “algún momento de 2017” y durante unos 18 episodios. A la espera entonces, las pruebas de devoción popular han sido más y menos creativas, con destacados resultados de ciertos artistas, gustosos en homenajear a su serie de sus mil amores. La joven Emma Munger, una dibujante de San Francisco, Estados Unidos, es una de ellas. Sin más, a fines del año pasado, la muchacha se volvió éxito online gracias a una serie de ilustraciones que presentaban a los personajes femeninos de la tira de peculiar modo: cual chicas pin-up, al mejor estilo Norman “Sailor Jerry” Collins, el famoso tatuador norteamericano. Un mashup innecesariamente seductor que, no conforme con retratar a Audrey Horne, Denise Bryson, Nadine Hurley o Donna Hayward sueltitas de pilcha, incluso introducía a la Dama del Leño a las bondades de la pose sugerente.

“Tal vez fue la gigantesca cantidad de revistas Mad que consumí de joven o mi actual trabajo en una tienda de cómics, pero los dibujos descarados de personajes fuertes siempre me han traído muchas satisfacciones. Y Twin Peaks tiene opciones en abundancia para bosquejar”, declaró entonces la muchacha. Que, con todo, tuvo detractores: hombres y mujeres demandantes de equidad al grito de “¿Dónde están los varones semidesnudos cubiertos por troncos?”. Pues, para ellos, Munger se reivindica, amén de la flamante incorporación a la serie de sus nuevos chicos pin-up; a saber: Bobby Briggs, Ed Hurley, los hermanos Horne, Cooper (obvio), el Doctor Lawrence Jacoby (no tan obvio), Pete Martell (ídem anterior) y –horror, miedo, inquietud– el maligno Bob y Mike El Manco. Entre otros un tanto menos perturbadores. Apenas. Después de todo, aun reinterpretado y para la risa, se trata de Twin Peaks.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.