radar

Domingo, 12 de febrero de 2012

VALE DECIR

Mejor prevenir

Parece que una de las primeras preguntas que hace un islandés en una cita no tiene que ver con canción favorita, película, director, gusto por literatura o afición a los viajes; ni siquiera el cliché del signo, no. Lo que en verdad quiere saber es a qué familia pertenece su pareja porque, con apenas 300 mil habitantes en la isla, hay muchas chances de que estén emparentados. De allí que exista Íslendingabók, o El Libro de los Islandeses, una suerte de Facebook que comprueba que la chica de los sueños no sea, en realidad, una prima lejana.

Para los bromistas, es la anti-red social: mientras la mayoría usa los contactos para ligar, ahí están los islandeses, girando en sentido contrario. Es que, con una población aislada y no tan numerosa, las probabilidades de incesto parecen ser una preocupación real. De allí que, para evitar cualquier “amoralidad”, utilicen el Íslendingabók, una completa base de datos que permite introducir nombre del usuario y de la pretendida para develar el grado de parentesco. Creada por un desarrollador software y una compañía de investigación genética, la web clama haber rastreado 1200 años de genealogía entre ciudadanos o residentes legales con cédula nacional.

¿El bonus? Permite que los cholulos averigüen si tienen lazos de sangre con famosos locales. Alli Thorgrimsson, de 31 años, por ejemplo, usó la página para descubrir que está relacionado —muy lejanamente— a la cantante Björk. También respiró aliviado cuando confirmó que su ex mujer y él eran “primos séptimos”; demasiado alejados para que se considerase incesto.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared