radar

Domingo, 22 de junio de 2008

FAN > UN MUSICO ELIGE SU CANCION FAVORITA

La lluvia que lo moja soy yo que lo estoy llorando

 Por Sebastián López

Hay una zamba que se llama “Quiero volver a Jujuy” y que marcó muy fuerte mi vida y la de Los Tekis. Es y fue muy importante para nosotros por la manera en que nos acompañó a lo largo de las vueltas por las que nos llevó nuestra vida musical.

Nosotros nos fuimos a vivir a Córdoba a los 16 años, justo después de tener lo que fue nuestra “consagración”, en Cosquín, en 1995, dejando en Jujuy familia, estudios, afectos. Aparte de tocar en el escenario, el folklore se hace mucho en la guitarreada, en esas largas juntadas con amigos en que mediante charlas, música y algún vino uno va desnudando sus sentimientos. En esos momentos uno habla muchos desde la nostalgia, de extrañar a la familia, el paisaje, el cariño, el Carnaval. Y esto a pesar de que Córdoba siempre nos hizo sentir como en casa; es que Jujuy tiene eso, esa magia sencilla que te atrapa y siempre te hace volver.

La zamba de Chagra lo expresó como ninguna otra canción; fue el tema con el que más nos identificamos, como músicos pero también como personas que habían dejado su tierra. Es una canción vieja. Yo creo que la primera vez que la escuché, debo haber tenido 13, 14 años, pero allá en Jujuy yo no le daba la importancia que tuvo después cuando estuvimos lejos. La había escuchado grabada por los Carabajal, en un casete que tenía de ellos, de quienes yo era fanático. Cuando nos fuimos, me llevé el casete. Al llegar a Córdoba, alquilamos una casa los cuatro Tekis, y ahí teníamos un grabadorcito chiquito, y nos despechábamos (como le decimos nosotros a extrañar) escuchando el casete una y otra vez. El estribillo dice: “Jujuy si muero sin verte les pediré a los cielos/ Que me tiren como lluvia y florecer en tus cerros”. Cada verso y cada estrofa de la letra te va llevando, te va trayendo recuerdos y momentos que te trasladan imaginariamente p’al pago.

Me parece una canción perfecta: tiene la palabra y la música sencilla y sentida de nuestra gente, escrita desde la vivencia, por eso es que es una de las canciones más representativas para todos los jujeños que estamos afuera del pago. La primera vez que lo escuché fue en la versión de los Carabajal, y si no me equivoco, la última vez que se grabó fue la nuestra, en el disco En concierto (grabado en vivo en Córdoba), utilizándola como introducción del recital y haciendo una versión con quenas, zampoñas y piano, haciéndola sonar o tan zamba sino más bien una canción, siempre manteniendo y respetando el sentimiento del autor, y de esta forma homenajeando a Jujuy.

Es una canción que está en todas las guitarreadas, en todo jujeño que esté lejos; un tema que va a quedar para siempre.

En lo personal me sirvió como inspiración para empezar a componer y expresar toda esa nostalgia, las vivencias y ese amor hacia y de mi tierra.

Hace más o menos un año volví a vivir a Jujuy, a hacerle compañía a mi madre cuando murió mi padre. Y no sé si era el momento indicado, pero yo tenía ganas de volver, y me quedé. Y ahora escucho la zamba y es un poco al revés: ahora que estoy de vuelta cuando la escucho en alguna guitarreada o en la radio me vuelven los recuerdos de todos esos años, casi la mitad de mi vida, que estuve lejos de casa.

Sebastián López integra la agrupación folklórica Los Tekis, en charango y voz, junto con Mauro Coletti (vientos); Juanjo Pestoni (percusión); Pucho Ponce (bajo); Walter Sader (percusión y voces) y Pipo Valdez (guitarras y voces). Los Tekis se estarán presentando por única vez en Buenos Aires con el espectáculo En casa, el próximo sábado 28 de junio a las 22, en el Teatro Opera, Av. Corrientes 860.

Imagen: Alejandro Elías

QUIERO VOLVER A JUJUY

Letra y música: Hugo Chagra
(La versión de Los Carabajal citada por Sebastián López está grabada en el cd Camino.)

Jujuy cuándo volveré, ya me estoy volviendo tiempo
Si cada día la vida me va llevando más lejos
La vida me encadenó de la distancia estoy preso
Palomas lleguen volando y díganle a mi pago
Que la lluvia que lo moja soy yo que lo estoy llorando
Ay cuándo podré volver, volver en coplas y en cantos
Jujuy si muero sin verte les pediré a los cielos
Que me tiren como lluvia y florecer en tus cerros
Que me tiren como lluvia y florecer en tus cerros.
Podré volver cuando el viento, arriero de mil caminos
Corra soplando hacia el norte, troperiando mi destino
Y encerrarlo en un corral de lapachos florecido
O volveré hecho zamba enredado en mil guitarras
O en los bombos de los truenos, baguala de las tormentas
Y cabalgando en un eco quedar pegado a mi tierra.

El cancionero de (Jorge) Hugo Chagra (nacido en San Salvador de Jujuy en 1928) ha construido una suerte de geografía musical intrínsecamente norteña. En 1946, mientras estudiaba odontología en Córdoba, se sumó al conjunto universitario jujeño Los Arrieros de Coya Guayma, como violinista y quenista, Una década después, ya recibido de dentista pero reinstalado en Jujuy, empezó a componer canciones sobre temas locales, diez de las cuales editó a través de su sello personal Viltipoco bajo el título A Jujuy siempre se vuelve, en 1974. Se ha dicho de sus letras y melodías que encuentran en Jujuy motivaciones “para inducir al viajero a regresar a su tierra, a venir una y otra vez”. Desde 1977 reside en Salta, donde fue nombrado Cónsul Honorario de Jujuy y representante del Norte Argentino para el mundo. Entre sus temas más reconocidos se cuentan (además de “Quiero volver a Jujuy”), “Sapo cancionero”, “Viltipoco”, “El Carnavalito de Chicoana”, “Así es Jujuy”, “Al Zapla me voy”, “Zamba para Medardo”, “La 23 de agosto”, “Zamba para mi viejo maestro”, y “Jujuy que lejos estoy”, entre muchas otras que en 1996 le valieron el Premio San Salvador de la intendencia de su ciudad natal.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.