soy

Viernes, 25 de septiembre de 2009

EPA!

Fuera del closet, a patadas

No es delación la palabra correcta, a menos que el proyecto Gaydar se ponga en práctica en alguno de los 80 países del mundo que consideran ilegal la homosexualidad; o peor, en alguno de los ocho –Irán, Mauritania, Arabia Saudí, Sudán, Yemen, Nigeria y Somalia– que la castigan con la pena de muerte. En todo caso, la palabra que más se ajusta para describir la acción que despliega este programa desarrollado por dos estudiantes del Instituto de Tecnología de Massachussetts es etiquetado. Bajo la tutoría del boquiabierto profesor Hal Abelson –“Es absolutamente sorprendente. Esto cambia totalmente la perspectiva sobre la privacidad y el control total que tienes sobre tu información”, fue lo que atinó a decir–, los muchachos pergeñaron el modo de descubrir quién es gay en la red social más grande del mundo, Facebook. ¿El método? Revisar los contactos de la persona investigada. Cuantos más amigos homosexuales (o amigas o amigxs, se supone, aunque el lenguaje es así de esquivo en visibilidad y así viene en las noticias), más nítida será la etiqueta. La idea surgió después de analizar mil quinientos perfiles de hombres gays y descubrir que la mayoría de sus amigos también lo eran. Luego probaron el sistema en diez personas que no habían identificado su orientación sexual y –¡bingo!– empezaron los trámites de patentamiento del programita que tal vez haga las mieles de alguna empresa de cruceros exclusivos. Delicias del mercado que apenas maquilla con corrección política esa reserva del derecho de exclusión. Perdón, de admisión.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOY
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.