Imprimir|Regresar a la nota
Cultura|Miércoles, 24 de julio de 2002
LA ESQUINA DEL BARRIO Y LOS AUTENTICOS DECADENTES

“Yo canto como me enseñó la calle”

- “A los 7 años los muchachos de mi barrio me llevaban con ellos y me hacían cantar. Eso me ponía loco de orgullo, era como si formase parte de la barra, el sueño del pibe.”
- “Cuando era chiquito cantaba como cualquiera, pero a medida que fui creciendo me di cuenta de que no podía limitar mi expresión a unos movimientos faciales. Sentía la necesidad de expresarme con todo mi cuerpo. Yo canto como me enseñó la calle, el café de la esquina y las guardias del Hospital Alvear.”
- “Por aquello de ‘qué saben los pitucos’ por ahí alguno se ofendía e insultaba. Yo me la bancaba mientras no me tocaran a la vieja. Si me tocaban a la vieja me tiraba del escenario y daba y recibía. En mi barrio había dos clases sociales: los que daban y los que recibían.”
- “Soy un hombre que ama a su familia. Pero estuve muchas veces frente a las locas tentaciones, en el fuego, y es difícil salir de él sin quemaduras.”
- “Los Auténticos Decadentes tocaron el timbre de mi casa y me dijeron que querían grabar ‘Siga el baile’... ¡Ni sabía quiénes eran! No entendía nada. Y les dije: ‘Si ustedes mantienen el ritmo, la melodía y los tamboriles yo no tengo problema’. Puse la voz y salió un tiro, sin repetición. Son buenos chicos, buenos músicos. Con ellos me doy un baño de Juvencia.”
- “A mí me hicieron actor. Yo lo único que hacía era cantar en las películas.”

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar|República Argentina|Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.