Imprimir|Regresar a la nota
Economía|Miércoles, 1 de febrero de 2012
La quita del subsidio en el peaje a las empresas de transporte de larga distancia

“La incidencia sobre costos es mínima”

En Transporte afirman que es marginal la carga del costo del peaje en la estructura de costos de las compañías. En cambio, el gasoil tiene un peso importante y,por ese motivo, el Gobierno denunció a las petroleras, que han bajado el precio.

/fotos/20120201/notas/na11fo01.jpg
“Por la quita de tal subsidio, en valores reales estamos hablando de 2,4 millones de pesos por año”, afirmó Schiavi.

El secretario de Transporte, Juan Pablo Schiavi, negó que la modificación en el esquema de subsidios a las empresas de transporte automotor de larga distancia vaya a trasladarse a los precios de los pasajes. Las compañías, desde el día de hoy, dejarán de recibir el subsidio para afrontar el costo del peaje, aunque esa modificación tiene una carga marginal en su estructura de costos. Esas firmas sostienen que esa medida se complementa con la eliminación del beneficio en el precio del gasoil, que se terminó de instrumentar a mediados de mes y que representa cerca del 7 por ciento de los costos totales. Por eso afirman que el freno en la entrega de fondos podría ser perjudicial para el desarrollo de la actividad. Sin embargo, si las petroleras, tal como dice el Gobierno, dejaran de cobrar sobreprecios en el precio del combustible a granel, las compañías de transporte se verían beneficiadas. “Llevar el gasoil a precios de mercado ayudaría mucho”, indican los transportistas.

“No estamos haciendo ajuste de tarifas, sino ajustes de subsidios, esto de ninguna manera significa que estemos cambiando la política, que estemos haciendo tarifazos”, afirmó ayer Schiavi. Desde hoy se deja de subsidiar el precio del peaje para las empresas de transporte. Hasta ahora el esquema funcionaba con tarjetas que la Secretaría de Transporte en forma mensual entregaba a las compañías. Ese beneficio lo puso en vigencia en 2004 el ex presidente Néstor Kirchner. “Por la quita de tal subsidio, en valores reales estamos hablando de 2,4 millones de pesos por año. Eso tiene una incidencia sobre el costo total del transporte de 0,05 por ciento, de modo que no puede haber aumento de tarifas por esta modificación. En lugares donde se paga más peaje, como son los casos de rutas de Santa Fe, Córdoba, Rosario, la incidencia no pasa de 0,7 por ciento y esto no amerita ningún cambio de tarifas”, enfatizó Schiavi, quien criticó a Clarín y La Nación “por querer sembrar temor en la gente”.

Las empresas coinciden con el diagnóstico del funcionario aunque advierten que la quita del subsidio al gasoil sí tiene incidencia en la estructura de costos. Desde mediados de 2011 se redujeron los cupos que el Gobierno les entregó a las empresas de transporte para que accedan al precio diferenciado en el gasoil. Según los transportistas, la cobertura de esas cuotas, que permitían adquirir el combustible a 0,97 centavos el litro, cedió desde el 90 por ciento del total utilizado por las empresas hasta el 30 por ciento a principios de enero. El cupo directamente no fue renovado para la segunda parte de enero, y las firmas afrontan febrero sin ningún tipo de subsidios, de modo que deben comprar la totalidad del gasoil directamente a YPF, Shell o Esso.

“Argentina tiene el parque de colectivos más moderno del mundo, más de 4500 unidades, llevando gente a casi mil ciudades del país. El sector no deben tener subsidios porque es un sistema sumamente sano”, indicó Schiavi. Las compañías afirman que los subsidios al gasoil llegaban a 450 millones de pesos por año, y que eso representa alrededor del 7 por ciento del costo total. Pretenden mejorar sus ingresos entre un 10 y un 15 por ciento, “pero no queremos llevarlo a la tarifa”, indican. En ese sentido, la intención del Gobierno de que las petroleras eliminen el sobreprecio del gasoil a granel respecto del que se vende en los surtidores permitiría a las compañías de transporte reducir costos. Esta semana la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia intensificó los controles para evitar esos “abusos”.

A través de la Comisión Nacional de Regulación del Transporte se regula el precio de los pasajes al imponer una banda tarifaria que oscila en una proporción de alrededor del 15 por ciento. “En general se cobra más cerca de la mínima. Los usuarios no convalidarían una suba de precios, porque el servicio perdería atractivo frente al avión o al auto particular”, admiten las firmas.

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar|República Argentina|Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.