Imprimir|Regresar a la nota
El mundo|Jueves, 21 de junio de 2007
USAN UNA ESCENA PARA SPOT DE CAMPAÑA

Hillary y Bill son “Los Soprano”

Por Yolanda Monge *

Desde Washington

El polémico final de Los Soprano ha entrado en política. Y no es que el creador de la serie, David Chase, se haya tomado en serio las críticas –por cierto, no ha vivido demasiado estresado desde su villa en la costa francesa– y haya abandonado la profesión para probar en la arena de Washington. Sencillamente, la única candidata demócrata a la Casa Blanca ha decidido utilizar la última y controvertida escena de la saga de Tony Soprano para presentar su canción de campaña mediante un video en Internet que imita la serie televisiva.

La escena transcurre, como en la serie, en un típico restaurante americano. Entra Hillary y toma asiento. Mira la carta. También mira inquieta a su alrededor. Como en Los Soprano. A continuación aparece Bill, quien quizá en un futuro dé un nuevo nombre al calificativo de Primera Dama. Como en Los Soprano, la pareja espera la llegada de su hija. Al igual que en la serie lo hace Meadows, Chelsea está aparcando –mal– el coche. Hay hasta un cameo de lujo: el actor Vince Curatola. El ambiente es el mismo que se vivió en los ultimísimos minutos del mayor éxito de las series por cable en EE.UU. La audiencia esperó, con el alma en un vilo, con los ojos pegados a la pantalla, la resolución final. Querían saber –¡necesitaban saber!– si James Gandolfini (actor que interpreta a Tony Soprano) sufriría un final moral en el que pagaría por sus crímenes. ¿O quizá el hombre que mostró que también los gordos hacen el amor ingresaría en el programa del FBI de protección de testigos? La puesta en escena de Chase para su desenlace olía a El Padrino... Con matanza en la mesa en la que la familia comía aros de cebolla...

Pero Hillary no habría utilizado ese final si algo de lo anterior hubiera pasado, ¿verdad? Así que, mientras el matrimonio que puede pasar a la historia de la política norteamericana por haber alternado mandatos contemplaba una vieja rocola en busca de “la” canción y comía ¡zanahorias!, Bill le pregunta: “¿Cuál es tu elección? Toda América la está esperando”. Una Hillary con cara de intriga introduce una moneda en la gramola. El video no revela el nombre de la canción ganadora. Al final, como en la serie, funde a negro y facilita a los espectadores la dirección de la página web de Hillary Clinton. Ahora que ya le hemos contado el final, no pasará nada si le decimos que la canción elegida por la senadora ha sido: “You and I”, de Celine Dion.

* De El País de Madrid. Especial para Página/12.

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar|República Argentina|Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.