Imprimir|Regresar a la nota
El país|Sábado, 29 de mayo de 2010
El ministro de Economía de Santa Cruz dijo que lo malinterpretaron

La polémica por los fondos

El ministro Robles aseguró ayer que hasta el 31 de diciembre Santa Cruz tenía aún 213 millones de dólares y 66 millones de pesos de las regalías petroleras que cobró Kirchner. La oposición salió a pedir explicaciones.

/fotos/20100529/notas/na14fo01.jpg
El ministro de Economía santacruceño, Diego Robles, buscó ayer aclarar sus dichos.

El ministro de Economía de Santa Cruz, Diego Robles, negó ayer que la provincia se hubiera gastado todo el dinero de las regalías petroleras que en su momento cobró Néstor Kirchner –un total de 535 millones de dólares– cuando era gobernador y envió al exterior. Aseguró que al 31 de diciembre de 2009 las arcas provinciales todavía contaban con más de 66 millones de pesos y 213 millones de dólares en ese concepto. Robles salió a hacer esas aclaraciones luego de un día de debate, en el que legisladores provinciales opositores le reclamaran que fuera a dar explicaciones a la Cámara y que dirigentes como el radical Gerardo Morales hablaran de “un doble comando” de gastos. Eso porque había trascendido una entrevista radial al ministro de Economía en la que aseguraba que todo aquel dinero se había utilizado para cubrir gastos corrientes, dado el déficit de la provincia. Robles aseguró ayer que se trató de un malentendido.

Las supuestas declaraciones originales del funcionario causaron revuelo inmediato en la Legislatura local. El presidente de la UCR de Santa Cruz, Omar Hallar, dijo que el uso de los fondos “se viene acelerando” y aseguró que el dinero fue para pagar gastos en lugar de financiar obras de desa-rrollo. Para Hallar, que Robles admitiera el gasto total de la plata fue “un sincericidio”. “Es de suma gravedad lo que está pasando”, dijo más tarde la diputada de Encuentro Ciudadano Gabriela Mestelán. “No hablamos del destino de esos fondos sino que no hay fondos”, aseguró la legisladora. Por último, el ex vicegobernador Eduardo Arnold acusó a Néstor Kirchner de robarse esa plata y lo tildó de “jefe de la mafia”.

Ayer al mediodía, Robles salió a aclarar sus dichos y explicó que el dinero de las regalías aún no se había terminado. El contador puntualizó que cuando dijo haber utilizado “la totalidad de los fondos” se refirió al dinero que se usó para cubrir el déficit y no a todos los activos financieros. “Hemos enviado la información al Tribunal de Cuentas (...) y dijimos que había un saldo al 31 de diciembre de 2009. Esto quiere decir que está la existencia de un saldo”, aseguró el funcionario, quien detalló que durante el año pasado se de-safectaron “710,5 millones de pesos destinados a cubrir las necesidades presupuestarias”. Esto no evitó que varios diputados santacruceños pidieran su interpelación para que explique el destino de estos ingresos extraordinarios.

El radical Gerardo Morales se quejó porque en la provincia “se gastaron los ahorros”. “No sólo lo gastó el gobierno de Santa Cruz sino también el gobierno nacional”, opinó el jujeño, que calificó el hecho de “escandaloso”. La diputada de la Coalición Cívica Patricia Bullrich dijo que el destino de los fondos fue “una historia con final cantado” y cuestionó a Kirchner por la “oscuridad y la falta de información” sobre el derrotero del dinero. El diputado de Unión-PRO, Francisco de Narváez, se sumó al coro y opinó que la manera en la que se gastó el dinero es “un gran túnel que sólo conduce a la corrupción”.

Entre 1991 y 2003, mientras era gobernador de su provincia, Néstor Kirchner recibió 535 millones de dólares del Estado nacional en concepto de regalías petroleras mal liquidadas, que luego transfirió hacia bancos suizos. Una porción de esos fondos fue repatriada en 2005, mientras que el resto fue a un fideicomiso del Banco de Santa Cruz.

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar|República Argentina|Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.