Imprimir|Regresar a la nota
Lunes, 27 de febrero de 2006
logo rosario
Sangre viva sólo se verá mañana en Cine Club

La vida de los deshauciados

Por E. B.

En el cierre del ciclo Cinema Sud, que se viene realizando a sala llena en el auditorio de la Asociación Médica, Cine Club Rosario ofrecerá mañana, en el único horario de las 20, la realización de Edoardo Winspeare, estrenada en Italia en el 2000, Sangre Viva (Sangue vivo), producción que recupera, al mejor estilo del neorrealismo, el uso del dialecto como gran medio de expresión familiar y social.

Nacido en Alemania en 1965, este director hijo de madre italiana y de padre alemán, cursó estudios literarios y pasó inmediatamente a la escritura de guiones; dando a conocer en 1996 su primer film Pizzicata, seguido del film que sólo podremos ver hoy, en esta muestra organizada conjuntamente por Cine Club y el Consulado de Italia en Rosario.

Recientemente, a fines de 2003, y tras el estreno de Il miracolo tuvo lugar un encuentro con este realizador y jóvenes estudiantes en la Universidad de Florencia; oportunidad en la que los estudiantes pudieron debatir con el director los tres films presentados.

En la filmografía de este realizador, que mira hacia Sicilia, el tema de la trascendencia adquiere múltiples ropajes. Sus dos primeros films transcurren en Taranto y tanto en estos como el tercero, la fuerza del relato apunta a abrir puertas allí donde el ojo humano se vuelve incrédulo. En Sangre viva, los ritos populares participan de una historia y en su obra, desde un punto de vista general, la celebración de las procesiones (piensese en Padre padrone de los hermanos Taviani, Por gracias recibidas de Nino Manfredi, entre tantas otras) permiten distinguir un efecto de catarsis colectiva.

En Sangre viva, nombre que apunta al estado que padece un individuo cuando es víctima de la picadura de una tarántula (derivado: baile regional, tarantella), sujeto a ataques mórbidos, epilépticos; la ciudad de Taranto se revela como un espacio contradictorio que pendula entre el pasado y el futuro; atravesada igualmente por un culto a la tradición y los problemas ambientales, la desocupación, la delincuencia; llevando a algunos de sus habitantes a una gradual confusión de su identidad, en algunos casos. Y en el film, es la música del lugar la que irá marcando el tempo dramático de la acción, en esta historia protagonizada por jóvenes y marginales, por inmigrantes ilegales, por seres deshauciados.

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar|República Argentina|Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.