Imprimir|Regresar a la nota
Jueves, 28 de febrero de 2008
logo rosario

Es erróneo creer que los niños no poseen conciencia de su enfermedad

La autora de la nota plantea que es en la niñez donde se marcan duramente los rasgos de graves dolencias. El tema se plantea en el Día Mundial de Lucha contra el Cáncer infantil.

Por Daniela Grandi *

"Lo que aparece irresuelto en el nivel del lenguaje va a entrampar a la carne, la falta de respuesta" (Gerard Pommier).

El 27 de Febrero se conmemora a nivel Internacional como el Día de la Lucha contra el Cáncer Infantil. La incidencia mundial pone en primer lugar a las Leucemias Agudas como diagnóstico de cáncer infantil más recurrente, siguiéndoles los Linfomas de Hodgkin y no Hodgkin y luego los tumores del sistema nervioso central. En la actualidad el cáncer representa la segunda causa de muerte en niños entre los primeros meses vida y los 18 años.

El impacto subjetivo que la enfermedad tiene en un niño, es terrible. Se suele reservar este impacto sólo a nivel de lo biológico, y la afección se presenta sin mediatización de palabras del otro que puedan no dejar anónimo el dolor que se presenta. La infancia es un tiempo de constitución subjetiva único, donde las huellas de las experiencias se inscribirán en gruesos caracteres en la psiquis infantil. La enfermedad no solo golpea en lo físico sino también en lo psíquico.

Es un grave error creer que los niños no poseen conciencia de su enfermedad. Que el silencio, lo no dicho, ayudará en la recuperación. Desde el psicoanálisis sabemos que lo no nombrado, genera mayor impacto sobre lo psíquico que aquello que aún siendo terrible, se puede contar con palabras, emn definitiva, se puede verbalizar.

Los niños tienen plena conciencia del dolor físico y psíquico que este padecimiento les ocasiona, de las dificultades de los tratamientos, de los tiempos de espera, de frustración y de esperanza. Del cambio abrupto de su ritmo de vida, de la inquietud de los familiares.

El silencio, lo silenciado sobre la enfermedad, sumerge al niño en un mayor estado de angustia y preocupación, de lo que se trata es que en medio de este colapso, se pueda abrir una puerta de acceso a la vida, al deseo de vivir, al impulso necesario para hacerlo.

Ante el cáncer infantil, se cae en la gravedad de anular toda singularidad del pequeño, se suele suponer "que es" lo que el niño requiere o desea desde lo subjetivo/físico. El tiempo, la urgencia, no deja espacio para la posibilidad de tener en cuenta al pequeño infans, a su propio tiempo. Ocurre que a veces, es mas invasiva la forma en que los discursos médicos y familiares tratan al niño que a la enfermedad en sí misma. Es necesario establecer un espacio de reflexión para analizar de que modo se aborda el cáncer infantil en la actualidad, que espacio dejamos en medio de la enfermedad, para el decir de estos pequeños pacientes.

En medio de la urgencia y de la espera, con una enfermedad que abarco más que el cuerpo del niño, ya no queda lugar ni tiempo para jugar. Recordemos aquellas palabras de Winnicot: "El juego es una porción muy grande de la vida para el niño. Las experiencias externas e internas pueden ser ricas para el adulto, pero para el niño las riquezas se encuentran principalmente en la fantasía y en el juego. Así como la personalidad de los adultos se desarrolla a través de su experiencia en el vivir, del mismo modo la de los niños se desarrolla a través de su propio juego, y de las invenciones relativas al juego de otros niños y de los adultos. Al enriquecerse, los niños aumentan gradualmente su capacidad para percibir la riqueza del mundo externamente real. El juego es la prueba continua de la capacidad creadora, que significa estar vivo."

Es necesario, y tan urgente como atender el cáncer, el reconocer y dar lugar al niño cuyo cuerpo enfermó. Porque el deseo de vivir, eso que pulsiona constantemente, no solo alivia sino que rescata del camino anónimo de la muerte.

EL CENAIH es una Asociación Civil sin fines de lucro que tiene 18 años trabajando para esto. Por eso es que comienza con esta fecha una ardua campaña de concientización y sensibilización que se centrará en desplegar una ardua difusión y extensión a la comunidad sobre esta dura realidad. (Ver AgendaPsi).

* Psicóloga. Consultas al Cenaih: 4826301. Mail: [email protected]

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar|República Argentina|Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.