Murió Pelusa

La elefanta “Pelusa”, emblema del Zoológico de La Plata, murió luego de ser sedada para evitar que siga sufriendo como consecuencia de la grave enfermedad en sus patas traseras que padecía desde 2014, tras lo cual la Municipalidad platense anunció que el predio cerrará “de forma momentánea” para avanzar en la reconversión a bioparque. El animal falleció luego de que se agravara su estado producto del cautiverio: “El equipo veterinario del Jardín Zoológico y los especialistas del Santuario de Elefantes de Brasil, junto a la Fundación Franz Weber, decidieron tomar el único camino posible para que ella no sufra”. “Los chequeos de laboratorio fueron progresivamente brindando valores negativos. Comenzó a mostrar signos subjetivos de incomodidad que hasta el momento no se habían visto, por lo que se decidió sedarla”, informó el parte oficial. Pese a la sedación, continúo con signos de malestar. El informe consignó además que “luego de 60 horas de control y considerando que el cuadro es irreversible y al no tener soluciones alternativas tanto para curar o al menos paliar el cuadro de sufrimiento presente, es que se pide autorización para realizar el mencionado procedimiento al ejemplar”. Luego del fallecimiento de Pelusa, la Municipalidad de La Plata anunció este martes el cierre del parque “de forma momentánea” con el objetivo de avanzar con las tareas de reconversión a Bioparque.

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ