Los trabajadores levantaron la toma del Ministerio de Economía bonaerense
Con una nueva promesa para el Astillero
Tras la protesta en la cartera que conduce Hernán Lacunza, los trabajadores del Astillero Río Santiago lograron que las autoridades bonaerenses firmaran un acta en la que se comprometen a entregar los insumos para continuar con la producción. "Pedimos por la terminación de las obras de los barcos que estamos construyendo”, explicó un delegado.
Imagen: Prensa CTA

Trabajadores del Astillero Río Santiago levantaron esta madrugada la toma del Ministerio de Economía bonaerense luego de lograr la firma de un acta-acuerdo donde las autoridades provinciales se comprometieron a dar respuesta a sus reclamos. “Esperamos que el gobierno de María Eugenia Vidal cumpla con lo prometido y que se abra una mesa de diálogo por la reactivación efectiva”, pidieron los trabajadores después de firmar el acta.

La toma se extendió por más de 12 horas y finalizó cerca de la 1 del miércoles, cuando los trabajadores decidieron abandonar el edificio tras la firma de un acta mediante el cual el gobierno de Vidal se comprometió a "dar respuestas a los reclamos planteados". El problema principal del Astillero es la falta de insumos para poder trabajar.

Los trabajadores detallaron que los funcionarios del ministerio suscribieron "a pagarnos sueldos sin descuento, comprar insumos, respetar el convenio colectivo y devolver las retenciones a ATE" y detallaron que en el conflicto medió el obispo Ruben Marchioni.

"Se burlaron de nosotros con el acta anterior. Hay una ofensiva muy grande contra nosotros, quieren liquidar realmente el astillero. No vinieron solo por un rubro si no por la fuente de trabajo", se quejó Juan Contrisciani, delegado de los trabajadores de Río Santiago, en diálogo con la AM 750.

Los trabajadores de Río Santiago denunciaron el "incumplimiento" del acuerdo anterior en el que el gobierno de María Eugenia Vidal se comprometió a comprar "los insumos necesarios para trabajar" en el astillero. "Es un nuevo desplante del gobierno de Vidal", señalaron cuando ingresaron al Miniserio.

"Se logró una mesa de diálogo. Se comprometieron a suspender los descuentos en los salarios y la provisión de insumos que incumplieron del acta pasada. Pedimos por la terminación de las obras de los barcos que estamos construyendo”, pidió por último el delegado.

 

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ