El Gobierno solicitó un waiver al FMI, que lo concedería mañana
Para acceder al crédito hubo que pedir perdón
El directorio del Fondo Monetario deberá considerar la solicitud de "modificar los criterios de desempeño" acordados por la Argentina el año pasado. El ministro de Economía, Nicolás Dujovne, viajará la próxima semana a Washington, acompañado por el titular del Banco Central, Guido Sandleris.
Nicolás Dujovne viajará la próxima semana a la asamblea del FMI.Nicolás Dujovne viajará la próxima semana a la asamblea del FMI.Nicolás Dujovne viajará la próxima semana a la asamblea del FMI.Nicolás Dujovne viajará la próxima semana a la asamblea del FMI.Nicolás Dujovne viajará la próxima semana a la asamblea del FMI.
Nicolás Dujovne viajará la próxima semana a la asamblea del FMI. 
Imagen: NA

Burkina Faso, Chad, Guinea, Gabón, Camerún, Níger, Benín, Mali, Mongolia, Malawi conforman el listado de países que, a lo largo de los últimos cinco meses, solicitaron un "perdón" del Fondo Monetario Internacional al no poder cumplir alguna de las exigencias previstas en sus programas. A ese grupo se sumará Argentina mañana cuando el Directorio del FMI se reúna para habilitar el cuarto desembolso del préstamo por una suma cercana a los 10.900 millones de dólares. Desde el Palacio de Hacienda indicaron a este diario que el pedido del "waiver", como se denomina en inglés al permiso enviado al organismo multilateral, fue una formalidad. Los voceros del ministro Nicolás Dujovne aseguraron que el pedido no está vinculado a un incumplimiento en las metas del programa de ajuste y reformas estructurales. Aseguran que responde a la falta de información actualizada sobre el desempeño fiscal que cuenta con el visto bueno del staff del Fondo. 

El FMI confirmó que sus directivos se reunirán mañana para evaluar el caso argentino. Además de supervisar el informe elaborado por la última misión del organismo que estuvo en el país en febrero, la agenda reveló que se abordará una "solicitud de perdón sobre la aplicabilidad de los criterios de rendimiento, revisión de las garantías de financiamiento y solicitud para modificar los criterios de desempeño". Voceros del FMI indicaron a Página/12 que "el 'waiver' se debe a la falta de disponibilidad de los datos fiscales de marzo. Las cifras preliminares indican que los objetivos se cumplirán. Sin embargo, los datos finales no estarán disponibles para el momento en que se realice la reunión del Directorio, por eso se pide el 'waiver' en este caso". 

El Palacio de Hacienda asegura que el "perdón" solicitado es una aclaración formal vinculada a la falta de la información fiscal presentada en el informe. Argumentaron que el pedido se debió a un cambio de fecha en la reunión del Directorio del FMI. El encuentro de mañana estaba previsto para el 26 de marzo y, por lo tanto, el organismo iba a analizar el resultado fiscal del cuarto trimestre de 2018, que son los datos que se llevó la misión técnica cuando vino en febrero. Como la reunión se postergó para mañana, explicaron las fuentes consultadas, el gobierno debió aclarar que si bien ya concluyó el primer trimestre, el dato para ese período todavía no está disponible. 

Sin embargo, los criterios evaluados por el informe que será analizado en el Directorio del FMI no están vinculados a 2019 sino que corresponden al último trimestre del año pasado. Por eso, quienes conocen el funcionamiento del organismo indicaron que el pedido de perdón elevado por Argentina estaría vinculado a falta de datos o incumplimientos del cierre de 2018.

No es la primera vez que Argentina solicita permiso al organismo que conduce Christine Lagarde para incumplir con algún parámetro previsto en el acuerdo. Lo mismo sucedió en octubre cuando el gobierno solicitó un conjunto de "waivers" ante el posible incumplimiento de distintas metas cuantitativas del programa vinculadas al stock de reservas y el financiamiento al sector público frente a la corrida cambiaria. En ese momento se renegoció la totalidad del acuerdo Stand-By. 

Dujovne viajará la próxima semana a Washington para reunirse con las autoridades del FMI. Lo acompañará el presidente del Banco Central, Guido Sandleris. La nueva peregrinación a la sede del Fondo tiene como objetivo participar en la asamblea del organismo y el Banco Mundial, que tendrá lugar el 12 y 13 de abril. La delegación argentina llegará con algunos días de anticipación para terminar de revisar junto con los directivos del prestamista la puesta en marcha del programa de subastas diarias de dólares. El esquema comenzará a funcionar dentro de once días. La capacidad de maniobra habilitada permite al Tesoro vender 9600 millones de dólares hasta fin de año a través de subastas diarias de 60 millones de dólares. Operadores del mercado indican que ese monto resultará insuficiente para contener una nueva corrida, pero desde el Banco Central sostienen que esa cantidad todos los días alcanzará para controlar el valor de la divisa. 

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ