La semana del diseño tuvo participación de creativos argentinos

Artesanos sueltos en Nueva York

Diseños, artesanías, productos y muestras argentinas deslumbraron en una de las ferias más importantes del mundo del diseño.
Los productos llevados a la Gran Manzana por los creadores argentinos combinaron artesanía e identidad local.Los productos llevados a la Gran Manzana por los creadores argentinos combinaron artesanía e identidad local.Los productos llevados a la Gran Manzana por los creadores argentinos combinaron artesanía e identidad local.Los productos llevados a la Gran Manzana por los creadores argentinos combinaron artesanía e identidad local.Los productos llevados a la Gran Manzana por los creadores argentinos combinaron artesanía e identidad local.
Los productos llevados a la Gran Manzana por los creadores argentinos combinaron artesanía e identidad local. 

Es una obviedad que para muchas disciplinas, entre ellas el diseño, Nueva York sea los ojos del mundo. Más cuando en una misma semana, la NYCxDesign,  reúne los eventos más importantes, más de 500, entre ferias, seminarios, estudios abiertos y exposiciones y hasta la colación de egreso de las más importantes universidades (Parsons, Pratt Institute) que se hace en estas fechas a puertas abiertas con muestras de los trabajos finales de todos los estudiantes.

Así, el binomio del Sur del mundo –diseño y artesanía– dio el presente en la feria más importante –Wanted Design– emplazada en Industry City, Brooklyn, mediante la colección Saber Hacer del Programa Artesanado y Diseño Argentino.

La colección argentina no sólo llamó la atención por la originalidad de sus productos, sino por la puesta que daba cuenta de los impactantes paisajes, artesanos y técnicas artesanales y originales materiales como el chaguar, la randa o las máscaras Chané de nuestro territorio.

Presentada en octubre pasado en Malba, fruto de un workshop de tres días que propuso el diálogo e intercambio a través de piezas que fueron intervenidas o resignificadas en nuevos usos con 11 diseñadores participantes –Ana Wasserman, Eugenia Foguel, Rosaura Flynn, Ana Fernández, Eugenio Paz, Nacho Fabio, José Domímguez, Iván Lopez Prystajko, Matías Pérez Fichera, Juan Pablo Cambariere y Hernán Ohashi– y cuatro organizaciones– Arte & Esperanza, Siwani, Silataj, Red Puna y de la comunidad de randeras de El Cercado de Tucumán-, fue seleccionada por las directoras de la feria Claire Pijoulat y Odile Hainaut, por la calidad de su propuesta en sintonía con el tema de la edición 2019 que fue el Diseño Consciente.

¿A saber? Ampliando los usos de la randa, desde lámparas colgantes en base a composiciones de duplas pequeñas a gigantes, a originales cuellos que se aplican sobre el cuerpo con cierres de plata. En madera de Palo Santo, la línea Rama de bandejas con base de madera y agarres en versión tronco realizados en fundición de aluminio (la mejor metáfora en alusión al respeto que tiene la comunidad wichi por sus recursos naturales y su entorno al usar madera ‘campana’ obtenida sin tala). Además de veladores y lámparas de carandillo de la comunidad Pilagá. Además de chaguar, una fibra vegetal original de nuestro territorio y única en el mundo (bromelia del monte del que extraen las fibras que transforman en hilos y luego tiñen con corteza, hojas y frutos de forma totalmente sustentable) con la que hicieron desde accesorios a luminarias. Capítulo aparte los textiles en vicuña, llama y las originales llamitas rodadoras que fascinaron al público infantil.

Mientras que la edición de Wanted Design Manhattan, contó con la participación del diseñador industrial Andrés Jalif dedicado al diseño y producción de mobiliario e iluminación contemporánea. Egresado de la FADU/UBA, Jalif fundó su propio estudio en 2016, año en el que fue seleccionado para ser parte del envío oficial argentino al Salón del Mueble de Milán, y ahora participó en el sector apodado Launch Pad, donde se ubican las jóvenes promesas, con el banquito Trébol, el conjunto Filo y la lámpara Vader.

“La idea de proyectar un espacio propio en una feria tan grande de Nueva York y específicamente en su Launch Pad, un espacio para que unos pocos estudios jóvenes de todo el mundo muestren sus novedades en mobiliario e iluminación, fue una gran oportunidad para representar al diseño independiente argentino de la mejor manera posible. El fin es la difusión de nuestro trabajo y hacerlo visible a los ojos de todo el mundo, para poder conseguir nuevas propuestas profesionales”, cuenta.

La exposición fue en Industry City.

Mientras que en la ICFF, la International Contemporary Furniture Fair, en el Jacob K., emplazada en el Javits Convention Center-, cita obligada de decoradores, interioristas, curadores y compradores de todo el mundo, se presentaron seis empresas de diseño argentinas, algunas de ellas con participaciones internacionales previas como Espina Corona y Matrizdesign, esta última bajo la dirección de la reconocida arquitecta Viviana Melamed, empleando materiales nobles como cuero y metales.   

Por último, la cordobesa Mínimo Iluminación, expuso la colección completa de luminarias Valle diseñadas por Cristian Mohaded  en simbol, una fibra vegetal que crece en la provincia de Catamarca, otro ejemplo de diseño con identidad. 

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ