Las claves de un eventual ballottage
Qué necesita Alberto Fernández para ganar en primera vuelta 
Imagen: Noticias Argentinas

En las elecciones generales del próximo 27 de octubre se definirá quién será el próximo presidente de los argentinos o cuáles serán los dos candidatos que disputarán una eventual segunda vuelta para definir quién sucederá al actual mandatario. 

El candidato del Frente de Todos, Alberto Fernández, es favorito en las encuestas y puede ganar en primera vuelta si consigue más del 45 por ciento de los votos afirmativos o alcanza el 40 por ciento de los votos con una diferencia mayor a 10 puntos con respecto a la fórmula que lo secunde., según establecen los artículos 97 y 98 de la Constitución Nacional. Si no consigue esos porcentajes se celebrará por segunda vez en la historia un ballottage.

En caso de ser necesaria, de acuerdo con el artículo 96 de la Constitución, se debe realizar una segunda vuelta en los siguientes 30 días a partir de la última elección. En la Argentina, la fecha ya está estipulada en el calendario electoral 2019: el ballottage sería el 24 de noviembre.

Del ballottage participan las dos fórmulas a presidente y vicepresidente más votadas en primera instancia y será electa aquella que obtenga la mayor cantidad de votos afirmativos válidamente emitidos, de acuerdo con el artículo 151 de la Ley 24.444. En caso de empate, será el Congreso Nacional el que decidirá por mayoría absoluta quién asumirá el cargo.

Desde que entró en vigencia el nuevo sistema electoral, con la reforma de la Constitución de 1994, la segunda vuelta se usó una sola vez: en noviembre de 2015, cuando se el presidente Mauricio Macri enfrentó al ex gobernador de Buenos Aires, Daniel Scioli.

¿Qué puede pasar entre Horacio Rodríguez Larreta y Matías Lammens en la Ciudad de Buenos Aires?

La Constitución establece que para resultar elegido en primera vuelta, la fórmula de jefe y vicejefe de Gobierno debe alcanzar el 50 por ciento de los votos válidos positivos. Si no lo superara, sea cual fuere la diferencia, se disputará un ballottage.

A diferencia de las elecciones nacionales, desde que se implementó este sistema en la Ciudad ningún candidato superó el 50 por ciento y todas las elecciones desde 2003 se definieron en segunda vuelta.

En Provincia de Buenos Aires no hay ballottage

En el caso de la provincia, donde aparece como favorito Axel Kicillof, quien le sacó una diferencia de más de 17 puntos a la actual mandataria, María Eugenia Vidal, la elección a gobernador se define en primera vuelta, aunque sea por un voto. 

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ