El viejo truco de duplicar los expedientes
Ramos Padilla le pidió a Ercolini que se inhiba en la causa por espionaje
Fue una maniobra del fiscal Stornelli para tratar que la causa que lo involucra tramite con un juez amigo en Comodoro Py.
El juez Ramos Padilla detalló las irregularidades de la maniobra. El juez Ramos Padilla detalló las irregularidades de la maniobra. El juez Ramos Padilla detalló las irregularidades de la maniobra. El juez Ramos Padilla detalló las irregularidades de la maniobra. El juez Ramos Padilla detalló las irregularidades de la maniobra. 
El juez Ramos Padilla detalló las irregularidades de la maniobra.  

El juez Alejo Ramos Padilla puso en marcha este miércoles un reclamo para terminar con un bochorno procesal: la existencia en Comodoro Py de una causa iniciada por el rebelde fiscal Carlos Stornelli con la que se pretendió absorber toda la investigación que se viene haciendo desde enero en Dolores. La secuencia fue la siguiente: el falso abogado Marcelo D'Alessio fue denunciado en Dolores y una vez que trascendió el escándalo y el vínculo D'Alessio--Stornelli, el fiscal corrió a presentar él mismo una denuncia que es la que hoy tramita Julián Ercolini, uno de los jueces más cercanos a la Casa Rosada. El objetivo de Stornelli fue llevar la causa a su propio territorio del edificio de Retiro. En su escrito de ayer, Ramos Padilla exhibe las irregularidades de la maniobra y le pide a Ercolini que no intervenga más, que se inhiba, y le remita el expediente. En caso de que Ercolini rechace el planteo de Ramos Padilla, resolverá la Cámara Federal de Mar del Plata, que ya tiene dicho que el juez competente es el de Dolores.

Ramos Padilla detalló las fechas del caso de la asociación ilícita que se dedicaba al espionaje ilegal, las extorsiones y el armado de causas contra empresarios y ex funcionarios:

* El 28 de enero de 2019 se presentó en Dolores el empresario Pedro Etchebest quien denunció que D'Alessió lo extorsionaba y le pidió 300.000 pesos después de una larga reunión con Stornelli.

* El caso se hizo público el 9 de febrero a través de dos medios, uno de ellos Página/12.

* El 12 de febrero, con el escándalo en marcha, Stornelli se presentó en Comodoro Py y formuló una denuncia contra D'Alessio, exactamente con el mismo objeto procesal que ya se investigaba en Dolores: la extorsión a Etchebest.

* El 18 de febrero, Ercolini trató de quitarle la causa a Ramos Padilla, sin siquiera saber qué es lo que se investigaba en Dolores. El magistrado jugó el papel que quería Stornelli: intentar llevar el expediente a Comodoro Py.

Ramos Padilla le pidió finalmente a Ercolini que se aparte y deje de actuar porque está clara la maniobra intentada por Stornelli. El magistrado de Dolores fundamenta su pedido en que su expediente es anterior, en el de Ercolini no hay prácticamente nada y porque en la causa de Dolores ya no se trata sólo de la extorsión a Etchebest. Ramos Padilla tiene hoy un mapa de la relación entre D'Alessio y Stornelli que incluye la larga reunión en Pinamar; el pedido de hacerle cámaras ocultas a abogados que le molestaban; las maniobras para que declare Gonzalo Brusa Dovat como una especie de arrepentido, con D'Alessio sentado dentro de la fiscalía de Stornelli; la intervención del falso abogado en la causa por la compra de GNL e incluso un pedido para que D'Alessio espíe al ex marido de la actual pareja de Stornelli. Para colmo, certifica Ramos Padilla, el fiscal está rebelde desde marzo, esquivando la citación a declaración indagatoria del magistrado.

"Estas circunstancias no sólo perjudican el trámite del proceso que se lleva aquí adelante --señala el juez de Dolores-- sino que afecta el principio de igualdad , ya que uno de los aquí imputados se sustrae del juez natural y cuenta para ello con una investigación judicial paralela de la que no participan los otros actores que se han presentado en esta causa, tanto imputados como querellantes. En definitiva, el Dr. Stornelli no sólo ha logrado, con sustento en sus fueros funcionales, paralizar la pesquisa que aquí tramita a su respecto, sino que, lo que es más grave, las autoridades judiciales le han autorizado a duplicar las investigaciones sobre un mismo hecho, cuando la Cámara Federal de Mar del Plata y la Cámara Federal de Casación Penal señalaron que debía ser este Juzgado Federal de Dolores el encargado intervenir en el caso. No puede obviarse que Stornelli y D´Alessio son parte y sujetos procesales en este expediente y es en ese marco y ante estos estrados, que tienen el derecho de presentar sus defensas y planteos –a todos los cuales se les ha dado tratamiento y resolución- y exponer cuanto crean conveniente y necesario para su descargo en relación a todos y cada uno de los hechos que se les imputan".

La guerra desatada entre los magistrados derivará seguramente en que Ercolini --uno de los jueces más alineados con el macrismo-- rechace el planteo y la cuestión tenga que ser dirimida en una instancia superior, la Cámara de Mar del Plata. La lógica indica que allí estará la decisión por cuanto la causa de Dolores es anterior, los detenidos están a disposición de esa jurisdicción y porque el planteo lo hace el juez de Dolores.

La realidad es que Stornelli lleva siete meses esquivando la justicia y la causa paralela cumple ocho meses. Para eso contó con el visto bueno de Ercolini, del procurador Eduardo Casal y, por supuesto, desde la Casa Rosada nadie pronunció palabra porque ya se sabe que Stornelli siempre fue un aliado y un amigo de Mauricio Macri. 

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ