Donde el Estado no llega 

El MTE entregó mercadería a 122 familias en barrios vulnerables

La organización social sigue reclamando que Provincia y municipio capitalino implementen un plan de contención alimentario para los sectores excluídos cuya situación se agrava en la cuarentena

El Movimiento de Trabajadores Excluídos (MTE) entregó bolsones de mercadería a 122 familias de los barrios populares de la ciudad de Salta donde la ayuda social del gobierno provincial y municipal aún no ha llegado. La organización sigue reclamando un plan de contención alimentario ante la cuarentena por la pandemia por coronavirus.

El referente del MTE, Rodrigo García, precisó que la entrega de alimentos se hizo casa por casa a familias integrantes de su organización que no reciben ninguna otra ayuda estatal. Se trata principalmente de trabajadores y trabajadoras informales que además en estos tiempos de cuarentena se han quedado imposibilitados de generar un mínimo ingreso diario para subsistir.

García dijo que antes la entrega de bolsones se hacía todos los meses en el barrio 20 de Junio. Esta vez para evitar el amontonamiento de gente que es lo que se pretende evitar ante el riesgo de propagación y contagio del coronavirus, integrantes del MTE  hicieron el reparto casa por casa en los barrios Sita, 20 de Junio, Solidaridad, Primera junta, San Ignacio, Boulogne Sur Mer, Justicia, Gauchito Gil y Norte Grande y 26 de Marzo. Aún faltan familias, por lo que retornarían este miércoles.

"El MTE no recibe nada del municipio ni de la Provincia", sostuvo García. Precisó que a la mercadería que tienen la consiguen del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación mediante negociaciones. García dijo que el movimiento social está esperando el refuerzo de alimentos que anunció el Gobierno Nacional y que consistiría en un aumento de la frecuencia en los envíos de mercadería, antes se hacía cada dos meses y esta vez sería por mes.

"Ahora tenemos una reserva de mercadería, porque en el macrismo en cualquier momento nos cortaban y resguardábamos, por eso había algo", contó. También indicó que entregaron alimentos "a mucha gente discapacitada que cobra una pensión que no le alcanza, y a jubilados. Es un sector muy vulnerable de la economía popular, tienen mala alimentación y bajas defensas", afirmó.

García cuestionó que el gobierno de la provincia y de la municipalidad de Salta sigan sin asistir a  los sectores vulnerables. "Que garanticen la comida por lo menos 15 días", reclamó. Indicó que en los barrios las familias no tienen capacidad de ahorro. La mayoría trabaja por día y en la informalidad, ahora están imposibilitados de hacerlo. Se trata de vendedores ambulantes, artistas populares, cartoneros y cartoneras, recuperadores de la basura que trabajan en el vertedero San Javier, entre otros.

Asimismo, el referente del MTE criticó que el gobierno municipal haya anunciando "un plan de contención", incluso "ayuda psicológica", sin un plan alimentario durante el aislamiento preventivo y obligatorio. "No veo al municipio y no escucho a los compañeros diciendo que estuvo en la calle. Se ve inacción, no veo a (la intendenta) Bettina Romero recorriendo los barrios y preguntando a dónde se necesita comer, solo la veo twiteando 'workhome', 'nos quedamos adentro'", planteó.

García dijo que mucha gente se acercó a pedir comida pero no tienen la cantidad que se necesita y la debe garantizar el Estado. Instó a que desde el municipio y la Provincia empiecen a cocinar y entregar comida en los barrios o establecer puntos para que la gente la retire. Sostuvo que desde el gobierno municipal podrían cocinar en el Centro Cívico Municipal o en Centros Integradores Comunitarios. Incluso el referente ofreció colaborar desde el movimiento: "nosotros no tenemos problemas de cocinar, que nos pongan los alimentos, el gas, las instalaciones y vamos".

"La gente en los barrios no tiene ganas de salir a la calle, el problema es de qué viven. Cuando se quiebra la línea de subsistencia la gente empieza a salir a la calle porque no hay otra solución", aseveró el dirigente. García también precisó que entregaron al secretario Desarrollo Humano, Santiago Lynch, el padrón de recuperadores de basura del vertedero San Javier y que a comienzos de año, propusieron ya a la municipalidad que garantice la comida en los barrios porque ante la necesidad desde el MTE vienen realizando ollas populares en 20 de Junio, Santa Mónica, Gauchito Gil y San Rafael.

Desde la municipalidad esta semana dijeron que articulaban con las organizaciones sociales, sin embargo, García informó que con el MTE "a nivel oficial no hay nada". "Ojalá nos llamen. Tenemos el mapa mejor elaborado que el gobierno y sabemos donde está la gente que necesita asistencia. Estamos siempre dispuestos a trabajar con el Estado. Habría que hacer una reunión. En Quilmes (Buenos Aires) ya hay 143 lugares para retirar comida, en Salta nada", aseguró.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ