Reunión con los representantes del Frente de Todos en el Parlasur

Cristina Kirchner, con las elecciones en Bolivia y la vacuna del coronavirus sobre la mesa

Cristina Kirchner, Víctor Santa María, Oscar Laborde y Fernanda Gil Lozano.Cristina Kirchner, Víctor Santa María, Oscar Laborde y Fernanda Gil Lozano.Cristina Kirchner, Víctor Santa María, Oscar Laborde y Fernanda Gil Lozano.Cristina Kirchner, Víctor Santa María, Oscar Laborde y Fernanda Gil Lozano.Cristina Kirchner, Víctor Santa María, Oscar Laborde y Fernanda Gil Lozano.
Cristina Kirchner, Víctor Santa María, Oscar Laborde y Fernanda Gil Lozano. 

La vicepresidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, recibió en su despacho del Senado a una delegación del Bloque del Frente de Todos del Parlasur. Estuvieron presentes Fernanda Gil Lozano, Víctor Santa María y Oscar Laborde, que actualmente ejerce la presidencia del cuerpo. Prevista para repasar la situacióndel Parlamento del Mercosur, la reunión inevitablemente se concentró en dos temas de furiosa actualidad: las elecciones en Bolivia y el impacto del coronavirus en la región.

Elecciones en Bolivia

Justamente este jueves, la Asamblea Legislativa boliviana convirtió en ley el llamado a elecciones para el 18 de octubre. La nueva ley garantiza que esa será la fecha límite e impostergable. La novedad fue saludada por el propio Evo Morales, que aseguró que participarán garantes internacionales y, lo que considera más importante, con ella “se evitará una nueva masacre”.

El Parlasur, y así se lo hicieron saber a la ex presidenta, tiene una activa participación en el tema. En los últimos días ofreció al Tribunal Superior Electoral de Bolivia, y a su presidente Salvador Romero, su “mediación político institucional, para colaborar y ser garantes de la realización de elecciones, libres, transparentes y sin proscripciones, que repongan en el Palacio Quemado, autoridades estatales legítimas y democráticamente electas”.

En esa línea, el Parlasur inmediatamente saludó la convocatoria a elecciones.

Desde que se produjo el golpe que desplazó a Evo Morales de la presidencia, el Gobierno argentino respaldó todas las iniciativas tendientes a reponer la democracia en Bolivia y proteger a las víctimas de su interrupción. Así fue como se otorgó asilo político al ex presidente boliviano y a varios de sus más cercanos colaboradores.

La hora de la vacuna

El otro tema que concentró la atención fue el de la evolución del coronavirus en la región, la más afectada en los últimos tiempos por la pandemia, y la novedad que implica la aparición de diferentes alternativas de vacunas que podrían prender una luz de esperanza en el horizonte cercano.

En primer lugar, el acuerdo con los desarrolladores de la vacuna de Oxford-AstraZeneca, para que Argentina y México fabriquen entre 150 y 250 millones de dosis para toda América latina, sin contar a Brasil. El convenio, que cuenta con el financiamiento de la Fundación del magnate mexicano Carlos Slim, permitirá que todos los países dispongan de la vacuna a precio de costo, por lo menos para abastecer al 20 por ciento de su población.

En el caso argentino, permitirá el acceso entre 6 meses y un año más rápido que siguiendo los canales previstos con anterioridad.

Además de festejar esa novedad, los representantes del Parlasur informaron de las conversaciones que vienen sosteniendo con el gobierno de Rusia, que también esta semana anunció que había registrado la primera vacuna contra el coronavirus. En ella no solo apareció el tema de la nueva vacuna y “la ventana de esperanza” que representó, sino también los avances rusos en relación a un tratamiento de la Covid-19 con el fármaco Avifavir.

La vigencia del Parlasur

Durante todo su gobierno, Mauricio Macri ignoró la existencia del Parlasur, tanto que ni siquiera convocó a las elecciones de los nuevos representantes argentinos, que debería haberse realizado en 2019. Ello obligó a que, de acuerdo con el artículo 12 del reglamento del Parlamento Regional, se resolviera la permanencia en sus cargos de los diputados hasta que sean reemplazados en nuevas elecciones.

El cambio de las nuevas autoridades nacionales también fue de 180 grados en este tema. El Gobierno reconoce la importancia de los acuerdos regionales y espera dar cumplimiento a sus deberes en relación con ellos, aún en las difíciles condiciones que plantea la pandemia. Así lo comunicó oficialmente al Parlasur el secretario de Relaciones Palamentarias, Luis Navarro, que les ratificó “la conformidad del Gobierno de la República Argentina con la disposición adoptada por el pleno del Parlamento del Mercosur de fecha 9 de diciembre de 2019, ratificando la continuidad de la Delegación de la República Argentina ante el Parlamento del Mercosur, hasta tanto se lleve a cabo la elección directa, universal, secreta y obligatoria de los cuarenta y tres (43) parlamentarios del Mercosur, según la normativa contenida en la Ley 27.120”.

La reunión con la vicepresidenta Cristina Kirchner fue otra forma de ponerlo en acto.


Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ