La autora ya había sido cuestionada por el colectivo LGBTQ+

J.K. Rowling volvió a ser tildada de transfóbica por el contenido de su nuevo libro

La novela titulada "Troubled Blood" cuenta la historia de un asesino serial que "se viste de mujer para aprovecharse de sus víctimas".
Las críticas a la escritora de Harry Potter se acumularon en las redes sociales. Las críticas a la escritora de Harry Potter se acumularon en las redes sociales. Las críticas a la escritora de Harry Potter se acumularon en las redes sociales. Las críticas a la escritora de Harry Potter se acumularon en las redes sociales. Las críticas a la escritora de Harry Potter se acumularon en las redes sociales. 
Las críticas a la escritora de Harry Potter se acumularon en las redes sociales.  

La escritora J.K. Rowling volvió a ser acusada de transodiante por el contenido de su nuevo libro titulado "Troubled Blood", un thriller que cuenta la historia de un asesino serial que, según una reseña del medio británico The Telegraph, "se viste de mujer para aprovecharse de sus víctimas".

Firmada bajo el seudónimo de Robert Galbraith, Troubled Blood es la quinta entrega de la serie de detectives Cormoran Strike. La novela está centrada en la investigación del asesinato de una mujer en 1974, cuyo asesino es un hombre heterosexual que se disfraza de mujer para realizar los crímenes.

No es la primera vez que la autora de la saga de Harry Potter es denunciada por tener un discurso en contra del colectivo trans. En junio de este año, Rowling publicó una serie de tuits y compartió un artículo que generó el repudio del colectivo LGBTQ+. A través de una mirada biologicista, la autora señaló que “si el sexo no es real, entonces no existe la atracción por personas del mismo sexo. Si el sexo no es real, la realidad vivida por las mujeres a nivel mundial se borra".

Y continuó: "Conozco y amo a las personas trans, pero borrar el concepto de sexo les quita la capacidad a muchos de discutir sus vidas de manera significativa. No es odio decir la verdad”. Además, lanzó un comentario irónico sobre el concepto de personas que menstrúan, ya que para la escritora solo las mujeres cis pueden menstruar: "Estoy segura de que solía haber una palabra para esas personas".

El hashtag "RIPJKRowling" se instaló en las redes sociales, en alusión a que la obra de la autora "está muerta". Muchos de los usuarios de Twitter explicaron que no se busca cancelar su obra, sino que se trata de visibilizar la postura que siempre tuvo la autora sobre el colectivo trans.

Cuando las declaraciones de Rowling se dieron a conocer meses atrás, los actores de la saga de Harry Potter salieron a cuestionar los dichos de la escritora. El actor que encarnó a Harry Potter, Daniel Radcliffe, fue uno de los primeros en declarar que “las mujeres transgénero son mujeres. Cualquier declaración que diga lo contrario borra la identidad y dignidad de las personas transgénero y va en contra de todos los consejos dados por las asociaciones de profesionales de la salud que tienen mucha más experiencia que Jo (Rowling) y yo en el tema”.

La misma postura tomó en su momento Emma Watson, actriz que interpretó al personaje de Hermione Granger, quien publicó en sus redes que “las personas trans son quienes dicen que son y merecen vivir sus vidas sin ser constantemente cuestionados o que les digan que no son quienes dicen ser”. 

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ