El Presidente cuestionó el "desastre" que dejó el macrismo

Alberto Fernández: "Ahora parece que nadie es macrista, pido un poco de prudencia"

"Si nos critican es porque estamos haciendo las cosas bien. Me preocuparía si los trabajadores y los dueños de las Pymes me dijeran que estoy haciendo las cosas mal. Si me lo dicen los dueños de los bancos es que vamos bien", señaló. 
"Me preocuparía si los trabajadores y los dueños de las Pymes me dijeran que estoy haciendo las cosas mal", dijo el Presidente."Me preocuparía si los trabajadores y los dueños de las Pymes me dijeran que estoy haciendo las cosas mal", dijo el Presidente."Me preocuparía si los trabajadores y los dueños de las Pymes me dijeran que estoy haciendo las cosas mal", dijo el Presidente."Me preocuparía si los trabajadores y los dueños de las Pymes me dijeran que estoy haciendo las cosas mal", dijo el Presidente."Me preocuparía si los trabajadores y los dueños de las Pymes me dijeran que estoy haciendo las cosas mal", dijo el Presidente.
"Me preocuparía si los trabajadores y los dueños de las Pymes me dijeran que estoy haciendo las cosas mal", dijo el Presidente. 
Imagen: Adrián Pérez

El presidente Alberto Fernández aseguró anoche que el Gobierno está haciendo lo que prometió durante la campaña electoral y afirmó que forma parte de "un proyecto de transformación que cuenta con el respaldo de millones de argentinos". Alabó la ampliación de derechos de la primera presidencia de Cristina Kirchner y fustigó al macrismo por su gestión de gobierno.

"Estoy haciendo lo que prometí en campaña. Nunca dije que la Justicia federal era maravillosa. Si nos critican por eso es porque estamos haciendo las cosas bien. Me preocuparía si los trabajadores y los dueños de las Pymes me dijeran que estoy haciendo las cosas mal. Ahora si me lo dicen los dueños de los bancos, es que vamos bien", señaló Fernández.

En ese sentido, el Presidente aseguró sentirse "encantado" de contar con el respaldo de "una mayoría de argentinos que sienten que les importa los que les pasa a los otros".

"Soy parte de un proyecto que representa a millones de argentinos, a los que nos duele el otro. Somos los que la seguimos remando aún en pandemia, los que nos salimos a las calles para no contagiarnos y no contagiar a los otros", remarcó.

El mandatario aseguró que habla muy a menudo con la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner y señaló que "lo importante es saber qué es lo que quiere hacerse desde un proyecto político".

"Lo importante es lo que queremos nosotros, lo que hacemos y los intereses que representamos. Eso es algo que siempre hablo con Cristina. Por mí, que escriban lo que quieran, me importa lo que piensen los argentinos que quieren recuperar derechos", sostuvo.

El Presidente reconoció que fue crítico con la ley de medios que se sancionó durante la segunda presidencia de Cristina Fernández, pero consideró que tuvo el mérito de dejar al descubierto el hecho de que, ahora, "la gente sabe desde dónde se dicen las cosas".

"No estuve muy de acuerdo con la ley de medios, pero se dio un debate y esa discusión se ganó. Y fue plantear desde dónde se habla y qué intereses se representan", subrayó en declaraciones a El Destape Radio.

El mandatario ponderó la primera presidencia de CFK. "El primer gobierno de Cristina fue el gobierno más progresista: es el gobierno de la asignación universal por hijo, del matrimonio igualitario, de la muerte digna, voto joven. Yo creo que eso que termina haciendo el peronismo es una mejor sociedad porque cobra derechos."

El jefe de Estado ponderó que en medio de la pandemia de coronavirus, el Gobierno nacional haya sido capaz de "incorporar nueve millones de personas con políticas como las que se aplicaron con el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE)".

"Metimos un montón de argentinos en el sistema en medio de una pandemia, ese es un gran logro. Ahora declaramos a Internet como un servicio esencial. ¿Cómo no los vamos a hacer si es el sistema de comunicación del siglo XXI? Nos critican desde el macrismo. Con mucho respeto por el macrismo, que es la oposición, aunque ahora parece que nadie es macrista, pido un poco de prudencia, tener prudencia después del desastre que dejaron". Añadió que "tenemos que estar más unidos que nunca", y se refirió a la herencia recibida: "Nos dejaron el barco lleno de agujeros; nos entraba agua por todos lados y fuimos emparchando".

En otro pasaje, consideró: "Yo creo que el peronismo es la Argentina misma, eso es lo que les cuesta entender a todos". Estimó que "es un enorme movimiento social que emerge al darle lugar a un espacio muy grande que son los que trabajan. De repente apareció alguien que nos hizo diferentes, empoderó a toda una parte de la sociedad, ninguna sociedad latinoamericana vivió ese proceso, sólo la Argentina".

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ