Esta semana se registraron al menos 15 positivos de covid-19

Vuelta a clases presenciales: el gobierno porteño no cerrará las escuelas si hay contagios de coronavirus

El jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, dio a conocer el protocolo definitivo para la vuelta a clases en CABA. En una conferencia de prensa que convocó junto a sus ministra de Educación, Soledad Acuña, ratificó que a partir del miércoles en las escuelas de la Ciudad de Buenos Aires "todos los chicos tendrán clases todos los días, por lo menos 4 horas diarias" y respondió, sin hacer nombres, las críticas de los gremios y familias que aseguran que las condiciones para un regreso seguro no fueron garantizadas. Acuña adelantó que no se cerrarán colegios ni suspenderán las clases ante casos de docentes contagiados, sino que "se aislará a la persona".

Rodríguez Larreta brindó detalles de cómo será el regreso a las clases presenciales en CABA en una rueda con los medios en la que estuvo acompañado, además, por el ministro de Salud, Fernán Quirós, y el secretario de Transporte Juan José Méndez. En ese marco aseguró que los edificios escolares están aptos para implementar una presencialidad cuidada. "Relevamos de manera muy minuciosa los 900 edificios escolares de la Ciudad para que se adapten a las necesidades de distanciamiento y ventilación", afirmó, y agregó que en algunos casos fueron incorporados espacios fuera de la escuela, en bibliotecas y clubes de barrio, para poder cumplir con el protocolo de prevención. 

El jefe de gobierno porteño detalló que el ingreso a las escuelas va a ser escalonado, cada diez minutos. También será progresivo en retorno a la actividad escolar.

El cronograma de regreso escalonado en la Ciudad prevé las siguientes etapas:

El 17 de febrero vuelven los chicos de 45 días a 5 años, los primeros tres grados del primario y de las escuelas especiales y los primeros dos años del secundario.

El 22 de febrero comenzarán los alumnos de los últimos cuatro grados del primario y la modalidad especial.

El 1 de marzo, los estudiantes de los tres últimos años del secundario y de los últimos cuatro años de escuela técnica.

El 8 de marzo los estudiantes de la escuela de adultos, y el 22 de marzo los terciarios y los institutos de formación profesional y docente.

Dudas

En la Ciudad de Buenos Aires hay muchas dudas sobre cómo funcionará la vuelta a la presencialidad escolar. La falta de inversión en los edificios del sistema de educación público es una de las principales denuncias de los gremios docentes, que aseguran que dos de cada tres escuelas no tiene la ventilación adecuada.

Consultado sobre el tema, Larreta responsabilizó al gobierno nacional por el recorte de más de 400 millones de pesos en el presupuesto destinado para la construcción de nuevas escuelas y refacciones .

“La reducción de obras tanto en lo educativo como en el resto tiene que ver en la baja de la coparticipación que impulsó el gobierno nacional en forma inconstitucional”, aseguró al finalizar la conferencia.

Otro de los puntos que generan polémica es que el promocionado sistema de testeos del gobierno porteño haya arrancado tarde, ya que los maestros no tuvieron la opción de hacerse el test de covid-19 antes de presentarse a sus lugares de trabajo. Así, en los primeros tres días hubo 15 positivos entre los docentes y auxiliares que se reintegraron a la presencialidad.

Por otra parte está el tema del transporte. Las familias organizadas por el regreso seguro están pidiendo que se implemente un sistema de transporte escolar gratuito y específico para los chicos. En la conferencia de prensa, Rodríguez Larreta lo descartó. Lo que se hará será aumentar la frecuencia de los colectivos en el horario escolar. En las escuelas más grandes, habrá cortes de calle durante los horarios de ingreso y salida.

El protocolo

Larreta señaló que el protocolo dispone el uso de tapabocas y la toma de temperatura al ingresar, como condiciones obligatorias en todas las escuelas. El ingreso va a ser escalonado cada diez minutos.

Las burbujas van a ser cada grado o curso. La distancia social de un metro y medio entre cada alumno. Para asegurar la ventilación se les pidió a los docentes que mantengan abiertas las puertas y ventanas. Va a haber recreos pero sin contacto entre las distintas burbujas. Para esto tendrán horarios escalonados o diferentes espacios. Algunas actividades, como las clases de educación física y de música, van a tener su protocolo específico.

"Vamos a habilitar una línea telefónica exclusiva para que los equipos directivos de cada escuela puedan comunicarse ante cualquier duda. Y también van a poder ingresar a la página web de la Ciudad para ver los detalles que necesiten", aseguró Larreta.

"No habrá cierre de escuelas"

A su vez, la ministra de Educación porteña, Soledad Acuña, anticipó que no se cerrarán colegios en el caso de que aparezcan casos positivos. "En ningún caso va a haber suspensión de clases o cierre de escuelas", dijo durante la conferencia de prensa.

Al referirse a los docentes contagiados, precisó que fueron "aislados y se está haciendo el seguimiento epidemiológico".

La ministra remarcó que los casos positivos no llevarán a la suspensión del curso donde se resgistre: "No hay cierre de escuela, se aísla a la persona". "Nuestra premisa es la máxima presencialidad posible y cuidada", afirmó.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ