El viernes es el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer
Un femicidio cada 30 horas, cifra que no baja
Este año fueron asesinadas 230 mujeres, 28 ya había hecho la denuncia y tenían orden de restricción. Siete de cada diez fueron asesinadas por la pareja, ex pareja o un familiar cercano. En la Oficina de Violencia Doméstica reciben más de 800 denuncias mensuales.
Las mujeres volverán a marchar contra los femicidios este viernes.Las mujeres volverán a marchar contra los femicidios este viernes.Las mujeres volverán a marchar contra los femicidios este viernes.Las mujeres volverán a marchar contra los femicidios este viernes.Las mujeres volverán a marchar contra los femicidios este viernes.
Las mujeres volverán a marchar contra los femicidios este viernes. 

Sonia Alvarado tenía 42 años y fue degollada este martes mientras dormía la siesta en su casa de Trenel, en La Pampa. El femicida fue su ex marido, Marcelo Pérez, que ya había sido denunciado y tenía una orden de restricción de acercamiento. A Valeria Britez, de 34 años, también la mató su ex pareja con orden de restricción, en Mar del Plata. El femicida violó el arresto domiciliario, la interceptó camino del almacén y la mató de un tiro en la frente. Como Sonia y Valeria, otras 28 mujeres que ya habían hecho la denuncia y tenían órdenes de restricción fueron asesinadas este año.

El dato surge de las estadísticas anuales que realiza el Observatorio de Femicidios Marisel Zambrano, de La Casa del Encuentro. Entre enero y octubre de este año fueron asesinadas 230 mujeres, un femicidio cada 30 horas igual que en 2015. Fruto de estos crímenes, 294 chicos se quedaron sin madre.

De las 230 asesinadas, 16 mujeres ya habían hecho la denuncia y otras 12 habían logrado la exclusión del violento de la casa que compartían. Desde 2008 hasta hoy fueron asesinadas 2.324 mujeres, niñas y adolescentes. Más de 2.800 chicos quedaron huérfanos.

Según el Registro Nacional de Femicidios, que depende de la Corte Suprema de Justicia, el 20 por ciento de las asesinadas en 2015 ya había hecho la denuncia. En el 70 por ciento de los casos el asesino era la pareja, ex pareja o un familiar cercano, lo que confirma que las mujeres son víctimas de personas de su círculo íntimo.

La Oficina de Violencia Doméstica, también bajo la órbita de la Corte, recibe entre 800 y 900 denuncias por mes. En el 25 por ciento de los casos, el riesgo de vida es alto. En su mayoría, las mujeres denuncian violencia física y psicológica.

Más de 27 mil mujeres pidieron auxilio a la Línea 137 de Las Víctimas contra la Violencia, que dirige la psicoanalista Eva Giberti. En los últimos diez años, desde que la línea fue creada en 2006, asesoraron a otras cien mil mujeres respecto de cómo o dónde denunciar. El 38 por ciento de las víctimas asistidas prefirió no hacer la denuncia penal por miedo a nuevas amenazas del violento.

Este viernes, organizaciones de mujeres, sindicatos y partidos políticos marcharán por el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. La marcha irá desde el Congreso Nacional hasta Plaza de Mayo, a las 17. La convocatoria tiene réplicas en todo el país. Desde el colectivo Ni Una Menos convocaron a “Asambleas feministas populares en las plazas, lugares de trabajo y espacios comunitarios”, a las 12 del mediodía. En la Ciudad de Buenos Aires, el punto de encuentro será la Plaza de Tribunales, en Talcahuano 550.

Dónde acudir

En las líneas 144 y 137 brindan información y contención a las víctimas. Funcionan las 24 horas, todos los días. La denuncia puede ser formulada por terceros, vecinos y familiares de las víctimas para asesorase en cómo ayudar.  

También se puede ir a la Oficina de Violencia Doméstica de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, en Lavalle 1250. Brindan información y asistencia jurídica gratuita. Se puede consultar al (+5411) 4123-4510/ 4511/ 4512/ 4513/ 4514.

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ