Un testimonio prueba que el secretario de Seguridad de Lanús armó la nota sobre el chico que dijo haber cometido un crimen
Kravetz, un productor de lujo para Canal 13
La directora del jardín que apareció en el programa de Jorge Lanata declaró en la Fiscalía que dio la entrevista por sugerencia del funcionario. La causa judicial investiga el armado de la nota y la extorsión al niño para que se autoinculpara de varios hechos delictivos.
Nora Carballa dijo que la entrevista al chico solo la observó a través de una ventana del jardín.Nora Carballa dijo que la entrevista al chico solo la observó a través de una ventana del jardín.Nora Carballa dijo que la entrevista al chico solo la observó a través de una ventana del jardín.Nora Carballa dijo que la entrevista al chico solo la observó a través de una ventana del jardín.Nora Carballa dijo que la entrevista al chico solo la observó a través de una ventana del jardín.
Nora Carballa dijo que la entrevista al chico solo la observó a través de una ventana del jardín. 

La directora del jardín de infantes N° 14 Tiempo de crecer, de Villa Caraza, en Lanús, aseguró que fue el secretario de Seguridad del distrito, Diego Kravetz, quien le propuso ventilar en la televisión los robos sufridos en su escuela a través del programa de Jorge Lanata, que a su vez intentó ligar los hechos a un niño de 11 al que, vulnerando sus derechos, entrevistaron en la puerta del establecimiento e indujeron a inculparse de varios delitos. Además, la docente sostuvo que le llamó la atención que el chico se acercara al lugar cuando había tantos policías. Las afirmaciones surgen de la declaración testimonial que prestó Nora Carballa en la Unidad Funcional de Instrucción en lo Criminal (UFI) 7, de Lomas de Zamora, y a la que accedió PáginaI12. Ambas aseveración van en línea con lo que afirma la denuncia impulsada por los abogados de la madre del niño: que la nota fue armada por las autoridades de Seguridad del municipio y que el chico fue amenazado para que se prestara a la entrevista. La abogada Gabriela Carpineti explicó a este diario que “tal como denunciamos, la testimonial de la directora confirma la participación de Kravetz, que ‘vendió’ el tema a Periodismo para Todos (PPT) como si fuera un productor del canal”.

El miércoles 9 de agosto, a las 11.15, Carballa, declaró en la UFI 7, a cargo de Gerardo Loureyro, y contó cómo se llegó a armar la entrevista con PPT que luego derivó en el encuentro con el niño que se hizo cargo de varios delitos frente a las cámaras de tv y provocó una catarata de denuncias contra el programa y contra la secretaría de Seguridad de Lanús, repudios varios y pedidos de informes al Ejecutivo provincial.

La directora explicó que el 26 de junio pasado, a la mañana, cuando llegó al jardín de infantes encontró que “autores ignorados” habían entrado al establecimiento y provocado destrozos y robado todos los electrodomésticos: heladera, microondas y equipos de música, entre otros objetos. Explicó que tras el robo presentó una denuncia en la comisaría de Villa Diamante y que, si bien desconoce si la policía logró identificar a los autores, sí pudo observar “la huella de una pisada de persona mayor”. Hecho que sumado a la cantidad y tamaño de los elementos robados hacen difícil sostener la relación con el chico.

Además de la denuncia penal, Carballa recurrió a las autoridades municipales para solicitar protección, ya que los docentes que trabajan en el colegio a “menudo sufren robos cuando llegan o cuando se retiran del jardín. Y para los niños y los padres que los llevan y traen”, aseguró.

En esas circunstancias, se entrevistó con el secretario de Seguridad, al que conoció ese día, quien “reconoció que la zona era brava y le asignó patrulleros para que hicieran vigilancia y custodien la entrada y salida de los niños y docentes del jardín”.

Durante la reunión con Kravetz –según testimonió Carballa en la justicia – se quebró y lloró angustiada por la situación de inseguridad, lo que llegó a conmover al secretario de Seguridad, quien “un par de días después le propuso mostrar la situación públicamente mediante una nota periodística”.

Según la directora, “el mismo Kravetz le recomendó hacerla con el programa televisivo de Jorge Lanata”.

El 29 de junio, tres días después de haber denunciado el robo y de encontrarse con el secretario Kravetz; un día después de haber hablado telefónicamente con el periodista Rolando Barbano sobre cómo se iba a realizar la nota, Carballa llegó al jardín y se encontró, a las 7.30, con Kravetz y periodistas de PPT.

La directora también da cuenta de la presencia en la puerta del jardín de un móvil de la policía local, así como policías bonaerenses que estaban con chalecos color naranja y una camioneta.

Al ser consultada por la presencia en el lugar del subsecretario de Seguridad de Lanús, Daniel Alberto Villoldo, un ex policía bonaerense exonerado en 2005 por el entonces ministro León Arslanian y al que el Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE) denunció como parte del grupo parapolicial que el día anterior había secuestrado al chico para extorsionarlo a fin de que participara del reportaje, la directora dijo que no lo conoce. Sin embargo, dio la descripción de un hombre que responde a las señas del subsecretario: “Observó un hombre robusto con bigotes que se movilizaba en una camioneta gris que pensó que era el custodio de Kravetz” y del que no sabe el nombre. Cuando le preguntaron si tenía un parecido físico al del periodista Jorge Lanata, sostuvo que “sí, era corpulento de aproximadamente la misma edad”.

Carballa también contó que conocía al chico de vista porque es vecino del barrio, y que había tenido algunos encontronazos con él. Uno de esos ocurrió en abril o mayo pasado, cuando se lo cruzó y la amenazó porque según le dijo a la directora “vos no me das de comer”. Por lo que tuvo que explicarle que “en el jardín no hay comedor, solo se da desayuno y merienda a los niños que concurren, pero que igual le juntaría pan y dulce de leche si quedaba”, aunque después no lo volvió a ver.

Acerca de la entrevista, la directora contó que mientras le estaban haciendo la nota adentro del jardín, cuando apareció el chico en la puerta, salieron todos y la dejaron con el micrófono colgado. Si bien señaló que podía ser casualidad que el chico apareciera a las puertas del jardín, “en algún momento le llamó la atención que aparezca habiendo tanta policía”. También llamó la atención de Carballa la entrevista al chico, que no escuchó pero vio desde la ventana del colegio, “porque no tenía nada que ver con el objeto de la nota”.

El diálogo entre el periodista y el chico fue mudo para la directora que solo observó a través de la ventana los gestos y el escenario en que se daba el encuentro sin llegar a darse cuenta que al niño lo estaban filmando, algo que vio cuando se emitió la nota por Canal 13 y no pudo “creer las cosas que decía (el chico)”.

Carballa recordó que, finalizada la charla con el niño, “ese día el camarógrafo le dijo que ‘si escucha a este chico lo que dijo no creo que le dé otra oportunidad’”, un comentario que refería a lo que la directora había sostenido con relación a los niños durante la entrevista que le hicieron, al hablar de la situación de vulnerabilidad que veía en los chicos de la zona.

La abogada Carpineti sostuvo que la declaración permite “ver el entramado entre la secretaría de Seguridad y el programa que vulneraron los derechos del niño pero, además, queda claro que en materia de seguridad, la política de Kravetz es exponer mediáticamente la cuestión en lugar de hacerse cargo de resolver los problemas. También es fuerte que el enojo de un chico, como lo manifestó la directora, tenga que ver con reclamar comida”.