Rodríguez Larreta reemplazó al ministro Angel Mahler por Enrique Avogadro
Cultura, el lugar donde nadie hace pie
“A Angel le picó el bichito de dedicarle más tiempo a su tarea artística”, fue la justificación elegida por el jefe de Gobierno porteño. Avogadro fue número 2 de la cartera cultural de la Nación antes de alejarse por cortocircuitos con Pablo Avelluto.
Funcionarios de Cultura de la Ciudad y de la Nación, durante la presentación.Funcionarios de Cultura de la Ciudad y de la Nación, durante la presentación.Funcionarios de Cultura de la Ciudad y de la Nación, durante la presentación.Funcionarios de Cultura de la Ciudad y de la Nación, durante la presentación.Funcionarios de Cultura de la Ciudad y de la Nación, durante la presentación.
Funcionarios de Cultura de la Ciudad y de la Nación, durante la presentación. 
Imagen: Télam

Si bien era un secreto a voces desde hace al menos dos meses, ayer el jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta anunció el cambio de ministro de cultura de la Ciudad y la presentó como una decisión que el funcionario saliente, Ángel Mahler, tomó en los últimos días. “A Ángel le pico el bichito de poder dedicarle más tiempo a su tarea artística, ya que durante este año ha resignado su vocación por la gestión”, dijo en un breve acto en la sede del gobierno porteño, antes de anunciar que su reemplazo sería Enrique Avogadro, quien fuera número 2 de la cartera cultural de la Nación, conducida por Pablo Avelluto, hasta agosto de este año, cuando renunció por la “relación tensa” que lo unía a este último, que sin embargo ayer estuvo presente. El flamante ministro también dijo a la prensa que se enteró ayer a la mañana, aunque admitió que ya sabía que desde hacía tiempo se rumoreaba ese cambio.

Como había pasado con Darío Lopérfido, a quien Mahler reemplazó en el cargo luego de su escandalosa salida, la postura de Larreta fue poner en manos del ministro saliente la decisión. Mahler, como había hecho el ex ministro negacionista, le siguió el relato y contó a los pocos periodistas presentes que “hace muy poquito hice un concierto en Pilar (la semana pasada) y a la emoción de hacerlo lo uní con algo que me pasó con un amigo que lamentablemente dejó el mundo (sic), que me hizo reflexionar sobre el valor del tiempo. Me di cuenta que mi tiempo es en el escenario, así que agradezco a Horacio que haya entendido mi decisión”, dijo escuetamente, unos minutos después de que el jefe de gobierno anunciara que el músico seguirá vinculado al gobierno porteño en “varios proyectos”, de los cuales, sin detalles, sólo mencionó “la recuperación del Teatro Alvear”, cerrado hace 1250 días.

Avogadro, por su parte, agradeció a Larreta la posibilidad de “sumarse al equipo”, y sostuvo que su objetivo es que “la cultura se sume a la transformación que está sufriendo Buenos Aires” y “volverla uno de los ejes de desarrollo de la Ciudad”. El ex subsecretario de Cultura y Creatividad de Avelluto señaló también como algunos de sus ejes “trabajar para la reducción de la pobreza, tal como indica Mauricio Macri, también desde el área de cultura” e “incorporar la innovación como eje transversal a esa área, para conectarnos más y  mejor”.

De perfil muy distinto a Mahler y a Lopérfido, el nuevo ministro debutó en la función pública dentro de la subsecretaría de Comercio Exterior de la Nación en 1998, durante el gobierno de la Alianza. También trabajó largo tiempo en la Ciudad, a donde llegó en 2008 como director general de Comercio Exterior en el ministerio de Desarrollo Económico y donde luego desempeñó los cargos de director general de Industrias Creativas y de subsecretario de Economía Creativa. 

Además del cambio ministerial, que convierte a la cartera cultural de la ciudad en el área de gobierno que más modificaciones de alto rango sufrió desde el 10 de diciembre de 2015, Larreta anunció la creación de un “Consejo Cultural”, que “invitará a participar a los distintos actores de la cultura independiente, para ver cómo desde el Estado podemos ayudarlos”. El jefe de gobierno no dio precisiones sobre qué rango tendrá este organismo dentro del organigrama de cultura, pero sí anunció que quien va a “liderar su armado” será Jorge Telerman, actual director general del Complejo Teatral de Buenos Aires. Según contó el propio Telerman a este diario, ocupará ambas funciones, siendo esta nueva propuesta un cargo que hará ad honorem. 

En una ronda de prensa que mantuvo al final del acto con periodistas, Avogadro dijo que “por el momento” no planea hacer cambios en el equipo del ministerio (aunque con Mahler, obviamente, se irán su jefe de gabinete y sus asesores principales), y que en los próximos días se dedicará a estudiar su “herencia recibida” (de la que dijo estar muy orgulloso) y a tener reuniones con todos los responsables de las distintas áreas de la cartera. 

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ