Amenazas ante la llegada de Francisco
Ataques a iglesias en Chile con consignas contra el Papa
Imagen: Télam

A días de la visita del comienzo de la visita del Papa a Chile, se registraron al menos cuatro ataques contra iglesias católicas en distintos sectores de Santiago de Chile. En todos los casos estuvieron acompañados de consignas críticas a la llegada de Francisco a ese país, prevista para el próximo lunes.

Los ataques ocurrieron en los municipios de Estación Central, Recoleta, Peñalolén y Santiago Centro. En tres casos, las iglesias atacadas fueron dañadas, principalmente en sus puertas y fachadas. El cuarto ataque fue neutralizado por la policía.

Los autores dejaron panfletos con consignas políticas contra la visita de Francisco. El Papa estará en Chile desde el lunes hasta el jueves de la próxima semana. En esos días visitará Santiago y las ciudades de Temuco  e Iquique, donde encabezará misas masivas.

En Estación Central fue atacada la parroquia Santa Isabel de Hungría, donde desconocidos lanzaron en la entrada un paño impregnado con combustible y luego le aplicaron fuego, provocando un incendio que fue controlado por Bomberos. "Libertad a todos los presos políticos del mundo, Wallmapu (territoroio mapuche) libre, autonomía y resistencia. Papa Francisco las próximas bombas serán en tu sotana", decían los panfletos dejados en el lugar.

En Recoleta el ataque afectó a la capilla Emanuel, donde pasadas las 3 de la madrugada hora local desconocidos lanzaron una bomba que al explotar arrancó de cuajo la puerta y rompió algunas ventanas, según la policía.

En Peñalolén, un ataque similar afectó a la capilla Cristo Vencedor. La policía encontró en ese lugar un extintor y un envase plástico que están siendo sometidos a peritajes, aunque  no hallaron panfletos.

En el santuario Cristo Pobre, situado cerca de la estación Quinta Normal del Metro, la policía encontró un bidónn aparentemente cargado de combustible que desconocidos dejaron en la entrada. En la pared, junto a la entrada, los autores escribieron "por el Papa 10 mil millones y los pobres nos morimos en las poblaciones".