satira

Apocalipsis no

Por Rudy

¡Lector, lector, estamos en el último trimestre del 2012! ¿Usted se da cuenta de lo que significa esto? Mire..., esto quiere decir que faltan sólo dos años para el Mundial de Fútbol, sólo cuatro años para el Bicentenario de la Independencia (¡gracias Tucumáaan!), sólo un año y medio para que se cumpla un siglo de la Primera Guerra Mundial, menos de cinco años para los festejos de los cien años de la Revolución de Octubre, que seguramente serán imponentes y abarcarán todo el año en todo el territorio de la Unión Soviética. ¿Que ya no hay más Unión Soviética, dice usted...? Bueno, capaz que dentro de cinco años hay de nuevo, quién sabe, ¿no?

Porque de esto se trata este suplemento, lector, del “¿quién sabe?”. Es un verdadero homenaje, no a la ignorancia, que nunca ha merecido ni merece que la celebremos, sino a la incertidumbre, que reina en este mundo aunque muchos no la reconozcan y se pongan la corona de certezas y el bastón de seguridades.

Pero “Toda certeza es delirante”, dice Lacan, y “A Seguro lo llevaron preso”, dice Refrán, que aunque no es francés como Lacan, también es reconocido en su sabiduría. O sea que Certeza puede terminar en el manicomio, y Seguro, en la cárcel, pero eso tampoco es certero, ni seguro.

Y como en 25 años habremos hecho muchos suplementos inciertos, pero ningún homenaje a quien tanto peso tiene en nuestras vidas, creemos que ha llegado el momento de tal reconocimiento.

Podríamos, entonces, invocarla, rogarle, declamarle, incluso rezarle:

“¡Incertidumbre, oh, Incertidumbre, tú que (quizá) nos riges, y haces (probablemente) tu voluntad, y diriges (visto desde cierta perspectiva) nuestros caminos, haz que la dicha ilumine nuestras almas (si puedes, cosa que dudamos como tú misma nos enseñaste a hacerlo)!”.

No le vamos a decir que si manda este párrafo a sus 15 mejores amigos esto les traerá felicidad a ellos, o a usted, ni que lo mirarán como loco, ni que le aumentaran la cuota de medicina prepaga, ni que Boca ganará mañana, pues no sabemos si tal cosa va a ocurrir o no, tan inciertos nos sentimos.

Pero la cosa va más allá, lector. Creemos que se trata de un fenómeno que no tiene límites en tiempo y espacio. Que cada vez que se intentó profetizar, en su tierra o en rodeo ajeno, se pifió mal. ¿Se acuerda cuando hace unos años (9), un diario de alcance nacional “profetizó” que López Murphy ganaba la presidencia con el 40 por ciento de los votos? ¡Uy, qué pasó! ¿Estará López Murphy en su tercera presidencia y no nos enteramos? ¡Tal vez en otra dimensión! ¿Y el que dijo “quien puso dólares, recibirá dólares”? ¿Habrá recibido, él mismo, dólares? ¿Y quien allá en los ’70 vaticinó que con el tiempo habría sólo 5 computadoras, inmensas y carísimas? ¿Y el que dijo “Síganme, no los voy a defraudar”? ¿Y el que dijo que el Reich iba a durar mil años? ¿Y el que dijo: “El Estado soy yo”? ¡¡¡Cómo la pifiaron, cómo la pifiaron, todos aquellos que se atrevieron a desafiar a la incertidumbre!!!

No se trata de temerla ni de amarla, ni de votarla, ni de entenderla. Se trata de saber que está.

¡Y si no, miren a los mayas, que dijeron que en 2012 se acaba el mundo! Ah, ¿que no lo dijeron? Ah, ¿que lo dijeron pero en idioma maya, que quiere decir otra cosa? ¿Ah, que el 2012 de ellos no es el 2012 nuestro? ¿Ah, que eran 2012, pero dólares, lo que en años-peso equivalen a 9072 años a la cotización oficial y unos 12.072 años si los buscás en alguna cueva microcéntrica?

No lo sabemos, lector, quizá por suerte, quizás a nuestro pesar, quizá las dos cosas al mismo tiempo, pero no lo sabemos.

Lo que sí sabemos es que podemos seguir festejando que, incierto o no, el mundo sigue andando, y nosotros, en él, haciendo chistes.

Hasta la semana que viene, lector.

Satira12 actualiza todos los Sábados a las 18 hs.

anterior  siguiente
Sábado, 6 de octubre de 2012
Tapa satira

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.